Ganancias
Lunes 08 de Octubre de 2018

Dicen que es ilegal cobrar impuesto a las Ganancias a cooperativas y mutuales

El movimiento en el país y la provincia está en alerta, ante la intención del Gobierno de quitar la exención del pago de ese tributo nacional

En todo el país, dirigentes del sector de cooperativas y mutuales están en alertas, frente a la intención del gobierno nacional de eliminar las exenciones del Impuesto a las Ganancias.
Un sector clave en la economía, y fundamentalmente en lo social, constituye este sector en la dinámica de la sociedad entrerriana. Se trata de instituciones de todo tipo, de la economía social, que tienen como propósito los valores de la asociatividad, el cooperativismo, y el bien común.
La oposición de cooperativas y mutuales se basa, además, en que la medida es inconstitucional, ya que sostienen que no obtienen ganancias sino excedentes que luego utilizan para capitalizarse y mejorar los servicios que cada una de ellas prestan en cada ciudad y pueblo del país.
En Entre Ríos, el movimiento ha trascendido siglos y sigue más vigente que nunca. Y es una de las provincias con más cooperativas, con una importante inserción y participación en la vida económica, política y social: se estima que hay más de 650 cooperativas agropecuarias –organizadas por productores agropecuarios para abaratar sus costos y tener mejor inserción en el mercado–, de trabajo; de provisión de servicios públicos; de vivienda; de consumo; de crédito; de seguros e incluso bancos cooperativos. En cuanto a las mutuales, hay casi un centenar.
La Sociedad Italiana de Socorros Mutuos de Paraná es una institución mutual. Su titular, Horacio Piceda –también vicepresidente segundo de la Federación Entrerriana de Entidades Mutuales–, hizo público el rechazo del sector a la propuesta del gobierno nacional, que impactará negativamente en cada localidad, ya que estas instituciones aportan e invierten en la región. Por caso, citó a la Sociedad Italiana –de 154 años de vida–, mutual que permite ofrecer una amplia oferta educativa a la comunidad, a través del Colegio Galileo Galilei y del instituto de idiomas Giacomo Leopardi, que dan empleo a 55 personas, y concentran unos 500 alumnos.
Piceda transmitió el informe oficial de la Oficina de Presupuesto del Congreso de la Nación, que sostiene que "el artículo 85 –del proyecto de Presupuesto Nacional– y muchos otros, no cumplen con lo dispuesto por el artículo 20 de la ley 24.156, dado que no se relacionan directa y exclusivamente con la aprobación, ejecución y evaluación del presupuesto. Esas modificaciones deberían impulsarse a través de otras normas legales". Es decir que no cabe, en la ley de presupuesto eliminar las exenciones que poseían las mutuales y cooperativas de ahorro, crédito y seguros respecto del impuesto a las ganancias.
Y adjunto la consideración de un constitucionalista, Miguel Julio Rodríguez Villafañe, quien planteó: "Lo dispuesto en el artículo 85 del presupuesto para el año 2019 es ilegal. Llama la atención que el año pasado, al tratarse una ley específica en la temática, como fue la Ley de Reforma Tributaria 27.430, el oficialismo y la oposición coincidieron en eliminar los artículos 23 y 24 del anteproyecto enviado por el Poder Ejecutivo, que contemplaban algo similar a lo incorporado ahora en el artículo 85 del Proyecto de ley de presupuesto para el año 2019", sostiene en un escrito el doctor Miguel Julio Rodríguez Villafañe, profesional técnico que asesora al sector.
Y tras denunciar que en el contexto de las imposiciones del Fondo Monetario Internacional (FMI) se buscan nuevos atajos para castigar impositivamente a las organizaciones de la economía solidaria, el letrado planteó: imponer impuesto a las ganancias en la ley de presupuesto es ilegal y por ende inconstitucional, porque viola el artículo 20 de la ley 24.156, en tanto implica reformar leyes vigentes y crear nuevos tributos. Cabe referir que la Ley 20.321 Orgánica para las Asociaciones Mutuales, en el artículo 2º, determina que las mutuales son las 'constituidas libremente sin fines de lucro por personas inspiradas en la solidaridad, con el objeto de brindarse ayuda recíproca frente a riesgos eventuales o de concurrir a su bienestar material y espiritual, mediante una contribución periódica'. Estas asociaciones son una verdadera "empresa social" que no persigue utilidades para distribuir entre sus socios, sino por el contrario, busca lograr recaudar fondos para financiar sus objetivos. La estructura económica de la mutual implica un equilibrio de ingresos entre actividades que permiten algún superávit económico para que, con ese dinero, poder llevar adelante actividades que no son sustentables sin un aporte extra que se saca de las actividades que dejan un resto económico. Todo ello con el objetivo de alcanzar un bienestar, desde el esfuerzo propio y la ayuda mutua".

Reuniones
Piceda mencionó que el viernes, mutuales de la Región Centro se reunirán en Córdoba para celebrar el Día del Mutualismo, y entre distintos temas a abordar, marcarán su repudio y rechazo al Gobierno por la medida que pretende imponer.
En ese marco, dijo también que el 19, en Paraná, habrá una charla con entidades y federaciones mutuales de Rosario, Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos, para pedir al gobernador Gustavo Bordet, que no avale esa decisión.
"Les pido a todos los legisladores que no aprueben esta medida porque afectará a instituciones de la economía social, que tiene funciones y acciones nobles, como mejorar la calidad educativa, como es el caso de la Sociedad Italiana, que estamos invirtiendo en digitalización de las aulas, robótica", y también marcó diferencia con aquellas otras mutuales que son propiedad de una persona. "Esas son seudo-mutuales, y el Estado nacional, a través del Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (Inaes) tiene las herramientas para controlarlas", dijo.
"El objeto social de las cooperativas: humanista, participativo y democrático, está centrado en las personas y no en la ganancia. Las entidades cooperativas no trabajan el concepto de rentabilidad económica esperada, porque buscan la prestación de servicios a sus asociados y en ello se trata de salvar los costos y no obtener ganancias, ya que su fin está no en el lucro sino en el desarrollo humano equitativo. Son "entes de gestión" porque no persiguen el lucro sino que gestionan los bienes a su cargo para que el beneficio lo obtengan sus asociados, por lo que tampoco cabe que se les apliquen, a ninguna de ellas, el impuesto a las ganancias", remarca Rodríguez Villafañe, en su informe técnico que sirve de sostén al sector.

Comentarios