Secciones
La Provincia

Destacan que las estafas virtuales son más recurrentes

La Policía resalta que la prevención más efectiva para las estafas es la información. Ante cualquier duda, llamar al 101 o 911, o a la comisaría cercana.

Domingo 06 de Junio de 2021

En los últimos días se intensificaron los delitos virtuales en Concordia y para ello desde la Policía de Entre Ríos manifestaron el interés de combatir, mediante recaudos suficientes, este tipo de estafas que se vuelven más recurrentes.

Desde el ámbito de la prevención indican que con la llegada de la pandemia el año pasado se eleva una gran demanda en las redes sociales, eso implica que hay más tiempo en Internet de las personas, se habla de unas nueve horas diarias por cada ciudadano. “Más allá de las facilidades y posibilidades que dan las redes sociales para comercializar o hacer los trámites bancarios, también están las personas inescrupulosas que se meten detrás de páginas clonadas, propuestas mediante un e-mail, sacarles datos personales”, indicó Javier González, director de Delitos Económicos de la Policía de Entre Ríos.

“Las estafas se consuman con el engaño para cometer el error a la víctima. Se van a hacer campañas en distintas entidades bancarias, para que las personas desistan de este tipo de maniobras”, manifestó y entre las modalidades agregó: “se realizan transferencias bancarias, brindando algún código de PIN del usuario, entran a su home banking y le crean otro paralelo, le solicitan préstamos a las entidades bancarias a través de su cuenta”.

También destacó que en las compraventas a través de Facebook muchas veces suceden estafas con distintas artimañas. “Voy a dar un ejemplo como referencia, una persona vende una bicicleta a 15.000 pesos, llama el interesado, que le va a mandar el dinero, necesita su CBU. El vendedor le cede su CBU, hasta ahí va todo bien mientras que no dé ningún otro dato más. Le manda una captura de una transferencia, todo dibujado, clonado, inventado con el logo del banco. Le dice que le depositó 30.000 pesos, el doble del valor. Le dice que necesitaría urgente que vaya a un cajero para hacer la devolución del dinero de más. Ahí la víctima se preocupa y le terminan dando algunos códigos para generarle un home banking paralelo o la clave Token para hacer transferencias bancarias desde su cuenta”, detalló.

González también indicó que muchas veces los adultos mayores terminan siendo víctimas de estas artimañas en función del famoso “cuento del tío” con algún familiar que está en el banco y que están por cambiar los billetes, que se va a desvalorizar el dinero, que va a ir un contador a retirar el dinero. “En esos casos hay que cortar y tratar de llamar a ese familiar. Descreer que algún empleado del banco irá a su domicilio”, expresó. “Estos estafadores que muchas veces usan mucho la empatía, el poder de convencimiento, son personas bien habladas. Le hacen un trabajo psicológico, tienen mucho poder de convencimiento”, agregó.

El director de Delitos Económicos precisó que las estafas no están asociadas a las edades o condiciones sociales: “Hemos tenido casos de profesionales o fiscales, abogados, maestros, trabajadores, gente joven. Hay que estar informado de no brindar los datos, no hacer enlaces en las redes sociales, corroborar las páginas en las plataformas oficiales y si hay un teléfono fijo también para chequear”.

Por último, González recalcó que la única manera de prevenir este tipo de estafas es estar atentos a los llamados extraños y por sobre todas las cosas no brindar información. “La única prevención es la información, es algo que no se puede advertir en prevención visual. Ante cualquier duda llamar al 101, al 911 o a la comisaría de la jurisdicción y por más que sea una tentativa, radicar la denuncia igual para que esos números telefónicos y posibles fraudes se denuncien”, finalizó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario