Producción
Sábado 04 de Agosto de 2018

Crece el mercado para la nuez pecán, un cultivo consolidado en Entre Ríos

La mitad de la producción nacional se realiza en la provincia. La apertura de la plaza para exportar al Brasil posibilita que la actividad se expanda

Por sus propiedades nutricionales y su versatilidad para elaborar diferentes productos manufacturados, como aceites, harinas y otras opciones, la nuez pecán se impone en el mercado como uno de los frutos secos predilectos. Frente a una demanda ascendente, numerosos productores entrerrianos optaron por invertir en este cultivo.
En la actualidad no solo se abastece a un público interno, sino que se expande su exportación hacia otros países, como Argelia y China: en 2017 se vendieron al exterior 270 toneladas, superando ampliamente las 120 toneladas que se comercializaron en 2016. Y la buena noticia que recibieron la semana pasada los productores es que Brasil abrió su mercado para importar nuez pecán argentina.
En la actualidad, según afirmó a UNO Marina Panozzo, ingeniera en Alimentos e integrante del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) de Concordia, prácticamente la mitad de lo que se cosecha en el país proviene de la provincia, que tiende a posicionarse como líder en este cultivo. Se calcula que ya hay unas 4.000 hectáreas con plantaciones, muchas de las cuales contienen árboles que ya alcanzaron la madurez para poder extraer un fruto de calidad para poder ofrecerlo en el mercado. Y la proyección es auspiciosa, con un crecimiento que podría alcanzar el 65% en los próximos cinco años.
Se trata de una actividad que si bien requiere de una inversión a largo plazo, cuenta con una demanda que garantiza la rentabilidad. A la par, los avances tecnológicos para la cosecha de este producto van haciendo posible dejar de lado los modos más rudimentarios de extracción y comercialización. Con la instalación hace poco más de un año de la primera y única planta industrializadora en Crespo, que depende de la cooperativa Agrícola Regional, muchos productores logran ubicar el totalidad de su cosecha, vendiéndola por mayor a esta empresa.
Cristian Axt es el coordinador de área de nuez pecán de la planta y comentó a UNO que si bien en la actualidad abastecen al mercado interno, con alta demanda de supermercados, dietéticas e industrias de todo el país, están trabajando para poder exportar. En este marco, señaló: "Se abrió el mercado de Brasil después de más de un año de trabajo entre distintas entidades, y desde la Agrícola Regional aportamos nuestro grano de arena. Ya teníamos contactos y estamos buscando otros, las condiciones están dadas y estamos trabajando en firme para vender en el mercado externo".
"Nosotros ofrecemos nueces con cáscara y peladas, y vendemos tanto frutos enteros como quebrados. Es una planta cuyo proceso de quebrado es automático, al igual que el de selección de calidad de la nuez; y el envasado por ahora es manual", dijo, adelantando que seguirán incorporando más tecnología para seguir mejorando la actividad, que según sus pronósticos se seguirá expandiendo: "Si bien no contamos con una estadística, advertimos un crecimiento importante de la actividad. Desde la Cooperativa han traído más de 1.000 árboles de un vivero de la zona de Concordia, y un gran porcentaje se entregó a nuevos productores que empiezan a transitar el camino del cultivo de nuez pecán. El resto se proporcionó a productores que ya están trabajando, para que puedan agrandar sus montes", expresó.
A su vez, comentó que la planta industrializadora se proyectó en 2004, cuando comenzó a haber una gran demanda a nivel mundial. "Por otro lado, estaba empezando a crecer la demanda a nivel nacional, y se daba la posibilidad de que el productor tenga un cultivo alternativo, que si bien es a largo plazo está muy bien asegurado", opinó.
Axt valoró la calidad que se consigue en la provincia, donde el clima es ideal para la nuez pecán, y aseguró: "La producción entrerriana es excelente y está muy bien vista a nivel nacional e internacional. Incluso este año, por más que haya habido mucha sequía, se logró una buena calidad y llenado de la nuez".

Producción
En Entre Ríos se calcula que hay más de 200 productores de nuez pecán distribuidos en toda la provincia, con condiciones climáticas que favorecen este cultivo, sobre todo en la zona del Delta del Paraná.
Nelson Fernández vive en Villaguay y desde hace cinco años se dedica a esta actividad. Contó a UNO que se requiere de una importante inversión en su inicio y los resultados comienzan a verse en el largo plazo. "Un árbol demora unos siete años en producir. Mientras tanto, hay que fertilizarlo, podarlo, cuidarlo de los insectos, las pestes y demás. Hay que hacer análisis del suelo y eso permite saber qué incorporarle para que crezcan bien. Tiene su riesgo y es costoso este cultivo", aseguró, y contó que en su caso, tuvo la opción de alquilar quintas que ya contaban con árboles en producción, pero estaban abandonados o sus propietarios se habían cansado del trajín que demanda su cuidado.
En una hectárea caben 100 árboles, ya que deben estar colocados al menos a 10 metros de distancia entre sí. Al respecto, explicó: "Se crían tanto que se terminan chocando las copas y se dificulta la cosecha. Nuestro clima es ideal, pero el año pasado hubo mucha lluvia y favoreció la aparición de hongos, porque las ramas son muy tupidas y concentraron humedad. Eso hace que el fruto se caiga, se arruine y pierde el color ámbar que debe tener". también este año la sequía les jugó también una mala pasada, pero con riego artificial lograron subsanar la situación. "Ahora estamos con la poda en el mes de agosto, para que no se hagan altos los árboles, si se podan de abajo se hacen altísimos y se dificulta la cosecha", refirió.
Fernández realiza la cosecha con equipamiento que le facilita la extracción: "Antes se cosechaba golpeando el árbol con una caña, sacudiéndolo a mano. Ahora tengo un shaker, que es un vibrador que sacude el árbol para que caigan las nueces. Ponemos unas lonas en el suelo y las recolectamos. Hay máquinas más sofisticadas, como una especie de paraguas al revés que se cierra bajo el árbol, lo sacude y ya cae toda la nuez sobre esta superficie", relató.
En la actualidad vende su producción, o la mayor parte, a la cooperativa de Crespo. "En los primeros años cosechábamos y pelábamos, pero es mucho trabajo. Si uno la ofrece en las dietéticas te las sacan de las manos, pero por falta de tiempo suficiente la vendemos a la Agrícola directamente", sostuvo, y señaló: "Ellos pagan 95 pesos en blanco más IVA el kilo de nuez de mayor calidad. Se va clasificando por tamaño, se evalúa el tonalidad de la cáscara y que la pepa ocupe el 60% de toda la nuez".
Por su parte, Ramiro Calienni es ingeniero agrónomo y comenzó un emprendimiento familiar en 2006 en la zona de Hernández, con 600 árboles con una distancia de 12 metros entre cada ejemplar. También vende su producción a la planta de Crespo. "En la Cooperativa hacen los análisis del porcentaje de cáscara y de pepa, de humedad y otras cosas. Si la calidad no es óptima, pagan menos", comentó.
A su vez, sostuvo: "Es una producción interesante, aunque lleva mucho tiempo en dar márgenes positivos. La inversión inicial es muy alta y a la hora de arrancar con el cultivo, sí o sí hay que contar con riego artificial. Lo bueno es que la superficie no solo tiene que ser destinada a la producción de nuez pecán, sino que se pueden intercalar dos cultivos, como por ejemplo pradera, y pastorear con ovejas o vacas. O sea, se puede hacer un grupo de producción para tener siempre un margen positivo y sacar el mayor rédito por unidad de hectárea".
"Actualmente hacemos la cosecha de forma manual, pero ya existen maquinarias tanto nacionales como de afuera para esta tarea, que hacen el efecto de vibración, sosteniendo el tronco, y hacen que las nueces se caigan. Hay que mantener el pasto bien corto, porque si hay mucha maleza en la base del árbol las nueces caen y se pierden", relató.
Por último, analizó: "Me arriesgaría a decir que en la provincia somos más de 200 productores. Hoy se ve en la ruta que hay muchas plantaciones nuevas. Este año se va a hacer el censo agropecuario y se podrá saber cuántos productores hay en realidad".

Comentarios