Secciones
La Provincia

Conocé la historia del estudiante que imprime manos 3D en la UTN Concordia

A los 22 años cursa cuarto año de Ingeniería Eléctrica en la UTN de Concordia. Les llegó el segundo pedido para un niño de 9 años en Neuquén.

Lunes 27 de Mayo de 2019

Luego de la repercusión mediática, Guido Adente, el estudiante de Ingeniería Eléctrica de la UTN Concordia, este lunes por la mañana, siguió imprimiendo y estudiando como lo hace desde que arrancó el año.

Guido tomó trascendencia por la visita del gobernador de la provincia de Entre Ríos, Gustavo Bordet, que se interesó por el trabajo que realiza en la oficina de la Universidad.


Más allá de las fotos y las notas, esta historia comenzó en marzo de este año cuando llegó el pedido de Julieta, la niña rosarina que necesitaba una mano ortopédica.

Consultado por FM Universidad, Guido recordó que, en 2018 llegó la impresora a la UTN Concordia.
A los 22 años, mientras cursa el cuarto año de la carrera, tomó un taller con el profesor Mario Chury que luego le ofreció quedar a cargo de la máquina para los proyectos de investigación.

"Acepté la propuesta, puse a punto la impresora y en marzo, Martin Azzali, el encargado de Vinculación Tecnológica en UTN Concordia, que tenía contacto con Gino Tubaro, me planteó la idea de imprimir manos en 3D gratuitas y funcionales", recordó sobre los comienzos.

"Tomé las medidas de la mano y gracias a los planos de Atomiclab, hice los cálculos y saqué las medidas para generar la prótesis", relató sobre el proyecto que imprimió en filamento PLA aprovechando que el kilo del material vale unos 600 pesos. "Dibujamos la mano en el software, lo pasamos por un laminador y la máquina sacó las piezas; luego hay que encastrarlas", detalló sobre el proceso.

manito 3.jpeg
La impresión en 3D es una realidad. 
La impresión en 3D es una realidad.

Hoy Julieta, con el muñón izquierdo, maneja los mecanismos de la mano para abrirla y cerrarla.

Luego de cumplir el primer objetivo, Guido, adelantó que ahora necesita una máquina que imprima en mayor volumen porque tiene los planos para replicar un pie, una rodilla y hasta una pierna.

En el medio del revuelo mediático que generó la visita del Gobernador entrerriano llegó un nuevo pedido desde Neuquén. Esta vez el chico se llama Julián, tiene 9 años y necesita una mano.

En la UTN de Concordia quieren avanzar un paso más y responder a la demanda del papá de Julieta. "Me planteó la idea de robotizar la mano con las órdenes del celebro. Me puse a investigar y no es tan distante. Si Dios quiere, la provincia apoyará al proyecto y lo vamos a concretar", se ilusionó el joven estudiante universitario.
Entre proyectos y horas de estudio, resaltó la cantidad de oportunidades que brinda la impresión en 3D ya que la mano se fabricó en PLA pero también está la posibilidad de utilizar filamento flexible, filamento ABS que es más rígido y resistente, filamento termocromático y el filamento "de madera".

Un mundo de opciones que se abren para fabricar desde prótesis, juguetes, herramientas o accesorios para decorar los ambientes.




¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario