Secciones
La Provincia

Con el inicio del nuevo año, las naftas podrían aumentar entre 4 o 5 pesos por litro

Durante 2019, en nueve alzas, los combustibles se ajustaron cerca del 40%, debajo de la inflación. Incertidumbre por la nueva política energética.

Viernes 27 de Diciembre de 2019

Por la variación de las alícuotas de los impuestos, y el ajuste trimestral previsto en los cuadros normativos vigentes, el inicio del nuevo año podría llegar con incrementos en los surtidores.

De acuerdo con los trascendidos difundidos ayer, se deben actualizar distintos componentes del costo de las naftas, que en algunos casos había sido diferido durante el anterior gobierno. Es así que según la Ley N° 23.966 y sus modificaciones, se deben instrumentar actualizaciones conforme a la variación del Índice de Precios al Consumidor (IPC) que suministra el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec).

Otro factor que incide es el precio del petróleo crudo en el mundo y el valor del dólar.

El titular de la Cámara de Estaciones de Combustibles y Anexos de Entre Ríos (Cecaer) Mario Amado, señaló que aún no hay definiciones en torno a lo que ocurrirá con los precios de los surtidores, básicamente porque las nuevas autoridades nacionales se están haciendo cargo de cada una de las áreas. En particular, en el caso de Energía, aún no hubo reuniones oficiales o formales con las cámaras empresarias de los estacioneros, más allá de las negociaciones que puedan haberse ya entablado entre el Gobierno y las petroleras.

De todos modos, marcó que de adecuarse tal como está previsto el Impuesto a la Transferencia de Combustibles (ITC), debería incrementarse poco más de 2 pesos por litro de combustible. Aunque el retraso de los precios es aún mayor, del orden del 10% o el 12%.

“La inflación durante el año fue superior al 50%, e incluso hubo un congelamiento de precios que dispuso la Nación entre las elecciones PASO y las generales, que coincidió con un fuerte proceso inflacionario. Mientras nosotros tuvimos ingresos congelados, había un 5% de inflación mensual que afectó sensiblemente la operatividad empresarial”, señaló el dirigente. Es pertinente recordar que a los precios en surtidores los fijan las petroleras, y las estaciones (que son pymes) solo tienen ganancias por porcentaje fijo.

Congelamiento

Amado insistió en que el sector “la está pasando mal”, y deberá afrontar nuevos incrementos como la paritaria vigente (se dio un 50% de aumento salarial) o por el cumplimiento del bono anunciado para el sector privado por el gobierno nacional.

Si además de la actualización impositiva se instrumenta un ajuste por la postergación de actualizaciones en el año, las naftas podrían subir entre 4 o 5 pesos, según estimó Amado. De todos modos, en las próximas horas el Gobierno deberá dar a conocer cuál será la política energética, teniendo en cuenta definiciones sobre distintas variables como impacto inflacionario, incentivo al consumo o también asegurar rentabilidad e inversiones de las petroleras, con valores de las naftas no retrasados.

El último incremento del año se había concretado a principios de mes; y fue el noveno del año. El aumento promedio fue del orden del 6% y acumuló en el año un 43%. En la capital provincial, la nafta premium cotiza a un valor cercano a los 66 pesos, según la petrolera–, mientras que la súper se ubica en los 60 pesos. El diesel común y el premium se mantienen 2 o 4 pesos más bajo que los equivalentes de las versiones de las naftas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario