Secciones
Producción

Con apoyo del INTA, se desarrolla un plan de producción de manzanas en Federal

Cada planta alcanza un promedio de 50 kilogramos. El proyecto lleva 10 años en expansión, con las variedades Caricia y Eva

Lunes 17 de Diciembre de 2018

A través del programa Pro Huerta del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) Feliciano se entregaron 40 árboles de manzana producidas en Federal, bajo la supervisión del ingeniero José Luis Fenoy. En esta oportunidad se distribuyeron las variedades denominadas Caricia y Eva, adaptadas a la zona.
Los beneficiarios principales de estas especies fueron los integrantes del Grupo de Abastecimiento Local (GAL), a quienes desde la Agencia de Extensión Rural del INTA se les brinda acompañamiento y seguimiento en la producción hortícola. "Percibimos de suma necesidad que además de la huerta dispongan de un lote de frutales ya sea para autoconsumo o como posible venta de excedentes" señaló Marcelo Pereyra, del organismo nacional, en diálogo con UNO.
Los beneficiarios, según expresó Pereyra, fueron "los vecinos Ofelia Rodríguez, Ángel Vega, Santiago Vacari, Esteban Marote, Horacio Aguirre, Enrique Ocampo, Abel Martínez, Mara Sosa, entre otros".
Este grupo GAL también tiene participación en el mercado popular municipal. Allí asisten miércoles y sábados con producción hortícola. "Por el momento son cuatro productores los que traen su cosecha de acelga, lechuga, remolachas, cebollas, batata, calabacín, huevos y otros productos estación como melón y sandía", contó.
Los árboles de manzana que se entregaron fueron adquiridos al Triángulo que está en Federal. "Allí hay producción de otras variedades y el responsable técnico por el INTA es el ingeniero José Luis Fenoy", explicó Pereyra que agregó: "En esta oportunidad se distribuyeron variedades adaptadas a la zona como la Eva, considerada de muy buena calidad, y Caricia, cuya fruta es más colorada. Tienen una producción promedio de hasta 50 kilos por planta, si se las cuida y se le da forma". La idea desde los promotores de producción hortícola es que el grupo GAL se involucre en la actividad y año a año reciba más árboles frutales, con diversidad, para que produzcan y vendan sus excedentes.
"Desde la Agencia de Extensión Rural del INTA Feliciano queremos destacar el trabajo realizado por la responsable del Pro Huerta INTA Paraná, la doctora Cecilia Luciano, quien nos brindó su apoyo, y el tiempo dedicado del ingeniero José Luis Fenoy para explicarnos para poder transmitirlo a los beneficiarios", destacó Pereyra que detalló entre los cuidados "plantar y esperar al tercer año para dejarla que empiece con su producción. Los dos primeros años es para darle forma y podarla para que sea práctica su cosecha a futuro".

Detalle
El trabajo con los árboles de manzana en Federal comenzó en 2001, en el ámbito del convenio entre la Secretaría de la Producción Municipal de Federal y la Agencia de Extensión Rural INTA Federal. Se comenzó a evaluar la factibilidad técnica y económica de varios cultivos intensivos con la intensión de desarrollar propuestas de diversificación para los pequeños productores de la zona.
Se acondicionó un predio en donde realizar experiencias con el fin de obtener información local y además contar con un ámbito a partir del cual se puedan mostrar claramente los resultados y brindar adecuada capacitación.
El lugar seleccionado fue el campo experimental llamado "El Triángulo", localizado sobre la ruta nacional 127, un kilómetro al norte de la ciudad de Federal.
En su investigación Producción de manzanas en el centro norte entrerriano, el ingeniero Fenoy describe 10 años de estudio de estos árboles y destaca características de las variedades. Así se puede saber que Caricia tiene tendencia a producir ramas fuertes que con adecuada conducción forma buena cantidad de ramitas fructíferas que permiten abundante carga de fruta. Su fruto es color externo rojo liso, intenso muy atractivo, crocante, de buen sabor y su producción es muy buena.
En tanto que la variedad Eva es muy precoz, produce frutos desde el primer año de plantada y el color en su madurez es amarillo de fondo con hasta un 85% de cobertura rojo-anaranjada en vetas que le dan un aspecto atractivo. El potencial productivo de esta variedad es muy interesante, se llegó a cosechar más de 43.000 kilogramos por hectárea en un lote.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario