Secciones
La Provincia

Armaron un red para contener a los jóvenes

Más de 15 organizaciones debatieron en la escuela Bazán y Bustos

Miércoles 26 de Noviembre de 2014

En la escuela Bazán y Bustos frente al barrio El Sol, durante más de tres horas, distintas organizaciones debatieron la realidad de los jóvenes. Ahora tendrán otra instancia el martes de la semana próxima y quieren realizar acciones concretas para encontrar soluciones.   

 

El miércoles, un alumno de quinto año de la Bazán y Bustos se suicidó. El hecho conmocionó a los habitantes del barrio  El Sol y sacudió a los trabajadores del establecimiento educativo.  

 

Desde la institución afirmaron entonces que hubo una serie de casos similares en distintos barrios de la ciudad.

 

También y ante el hecho, plantearon un conjunto de problemas que observan en los jóvenes, sobre todo el crecimiento de la venta y del consumo de drogas.

 

Sostienen que la realidad de los barrios conviven adentro de la escuela y buscando consenso más de 15 organizaciones llegaron ayer hasta Santos Vega 1.160.

 

Rubén Sola, vicerrector de la escuela, dijo a UNO: “No estamos contentos por lo que pasó, pero sí con la convocatoria. Buscamos nuevas estrategias, queremos tender redes a otras instituciones”.

 

En la reunión por momentos había más de 50 personas. Según destacó Sola estuvieron presentes La Casa del Joven, la Iglesia católica, todas las escuelas de alrededor, las comisiones vecinales de los barrios cercanos, vecinos en general, representantes del Consejo General de Educación, de Mediación de la Defensoría, de Supervisión Escolar, el Consejo Provincial del Niño, el Adolescente y la Familia (Copnaf), como también el Centro de Estudiantes de la escuela Bazán y Bustos y los gremios ATE y Agmer.

 

“El consumo de drogas no solo se plantea acá en la escuela, es en todas y muchas veces es más grande por el contexto, es una zona muy vulnerable con problemas sociales y la salida inmediata es el consumo. De todos modos, esto no quiere decir que con el chico que se suicidó pasó eso; hoy estuvimos con la mamá y ella no se explica qué pudo haber ocurrido”, destacó Sola.

 

En la reunión hubo intercambio de opiniones y experiencias y definieron un petitorio o documento donde plantearán, entre otras cuestiones, que se acorten las brechas con los organismos pertinentes cuando se plantean estos tipos de problemas.

 

Desde el Centro de Estudiantes reafirmaron a UNO el conjunto de situaciones por la que atraviesan los jóvenes en el barrio y de la escuela.  

 

El viernes comenzarán con distintas propuestas y una de ella es  de Educación Física para trabajar con los estudiantes del último año de la escuela secundaria. El martes volverán a hacer una reunión con el fin de que cada organización proponga una actividad concreta para hacer frente a la problemática.

 

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario