Secciones
La Provincia

Ambulantes se niegan a ser desalojados de Plaza 1° de Mayo

Denunciaron que funcionarios policiales decomisaron mercadería y maltrataron a una mujer durante un forcejeo. Se interrumpió el tránsito entre Monte Caseros y Peatonal San Martín. Se volverán a reunir este viernes a las 8 en el Palacio Municipal. Mirá el video de la protesta.

Viernes 16 de Noviembre de 2012

Un grupo de vendedores ambulantes que tienen sus puestos en la Plaza 1° de Mayo, en Paraná, se oponen al traslado propuesto por una comitiva de la Municipalidad de Paraná encabezada por el secretario de Gobierno, Arnaldo Gomariz.

Según el testimonio de varios puesteros que ofrecían sus productos en el principal paseo paranaense, un grupo de inspectores municipales irrumpió en el lugar acompañado por personal policial con la intención de decomisar la mercadería.

De acuerdo a la misma versión se llevaron un panel en el que se exhibían lentes de sol, entre otros artículos. La situación generó forcejeos, momentos de tensión y además el tránsito seguía interrumpido entre la intersección de Monte Caseros y Peatonal San Martín.

En medio de una charla improvisada entre Gomariz y vendedores se acordó una nueva reunión para este viernes a las 8 en la sede del Palacio Municipal.

En principio se ofreció a los puesteros reubicarlos en la zona de la Plaza Alvear, en el sector que extiende la Peatonal San Martín, a metros de calle La Paz.

“Queremos que se respete nuestro lugar de trabajo, que es el espacio público de la ciudad de Paraná. Además nos estamos manifestando por el abuso de autoridad que hubo de parte de inspectores municipales, junto a la Policía, que vinieron sin ningún tipo de orden judicial a decomisar la mercadería de los vendedores ambulantes. Y no solo eso, sino que además maltrataron a una señora con una nena en brazos. Es muy grave lo que está pasando”, dijo Fernando Ponce, uno de los portavoces de los manifestación.

El artesano asimismo planteó: “Nos estamos dispuestos a ceder nuestro lugar de trabajo en la Plaza 1° de Mayo, donde el incio mismo de la ciudad de Paraná hemos ocupado ese lugar y lo vamos a defender como lo hicimos muchas veces”.

Por su parte, el secretario de Gobierno explicó a UNO que “se controló la venta ambulante que está prohibida en esta zona y se llevaron adelante los controles. Y en un par de casos hubo un par de decomisos”.

Ante una situación que se reitera con frecuencia el funcionario reconoció: “Se busca ordenarlos, en esta zona no se puede”.

Sobre el reclamo de los vendedores consideró que “ellos quieren vender aquí, pero en esta zona no se puede”.

“Mañana -por este viernes- vamos a tener una reunión en el Palacio Municipal”, expresó.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario