Secciones
La Provincia

Advierten falta de asistencia y control pedagógico en Jardines

Afirman necesidad de infraestructura, seguridad y equipos profesionales en el espacio más delicado de la educación. En Oro Verde hay un proyecto; en Paraná evalúan una nueva ordenanza

Jueves 20 de Noviembre de 2014

El cambio en la denominación de guardería a jardines maternales fue significativo y refiere a una nueva concepción en la educación de los más pequeños. Desde los 45 días, un niño ya puede ingresar al espacio considerado de los más delicados de la enseñanza. En Oro Verde hace 10 años que un grupo de profesionales trabaja un proyecto que ahora esperan concretar. En Paraná, la ordenanza que regula a los establecimientos data de 1993 y evalúan una actualización integral.
Afirman que hay necesidades de infraestructura de excelencia, equipos de trabajo conformado por profesionales, seguridad y monitoreo pedagógico tanto en los jardines públicos o municipales, como en privados siempre en términos generales.
En la capital provincial no hay un registro actualizado de cuantos son las instituciones destinadas para los niños. En principio se puede señalar que existen 30 jardines públicos, 19 particulares o privados habilitados, 17 en trámites de rehabilitación o habilitación y dos que no están habilitados según la página oficial de la Municipalidad.   
En Oro Verde, tres profesionales trabajan por un proyecto que propone un cambio en la concepción de la educación para los niños. María del Rosario Mayor, María Graciela Sobrero y Adelina Ciarrocca, –profesoras y maestras jardineras las dos primeras y psicopedagoga la última– abordaron el problema y propusieron soluciones. Hoy tienen el visto bueno para llevarlo adelante, pero aún faltan los últimos pasos.
“En un jardín maternal, la infraestructura debe ser de excelencia  en cuanto a su construcción y mantenimiento, las áreas tienen que ser seguras, la contención y los recursos humanos deben llevarse a cabo por profesionales y a veces, eso no se da”, dijo Mayor a UNO.
Señaló además que muchas veces ocurre que los chicos quedan al cuidado de jóvenes que son pasantes cuyo trabajo es la de colaborar y no la de tener la responsabilidad de una tarea más compleja.  
“Pero además, en los jardines, el niño debe ir a aprender y no es un lugar para guardarse, tiene que ser estimulado en el aprendizaje con atención y asistencia física; no es solo se lo limpia y se le da juguetes”, agregó.
Habló también de la necesidad de un trabajo conjunto con la familia. “En el jardín deben encontrar el ámbito para que sus hijos sean educados y de primer nivel, porque es uno de los espacios más delicados de la enseñanza”, sostuvo.

 

 

Reglamentación desactualizada

 


En Paraná, la ordenanza que regula a los jardines Maternales es de 1993. En aquel entonces, su habilitación en cuanto a la infraestructura era uno de los aspectos principales. Con el paso del los años, la concepción de las guarderías cambió y la ordenanza quedó desactualizada.  
Hoy a las 18 habrá un encuentro en el Salón Mariano Moreno –Corrientes y Andrés Pasos– donde docentes, concejales y profesionales discutirán estos temas.
El objetivo es la elaboración de un proyecto de ordenanza. “La de 1993 es la número 7569 y regula el aspecto físico del jardín y hay que modificarlo. La propuesta no es solo reglamentar las condiciones edilicias que deben tener, sino también cómo será el monitoreo pedagógico, el programa de aprendizaje, la autoridad de aplicación y los elementos técnicos de un nuevo sistema educativo”, contó a UNO el edil socialista Marcelo Haddad.
“En 1993 no había elementos de higiene y seguridad, protocolos o roles de catástrofes; pero también proponemos trabajar sobre los contenidos pedagógicos de quienes pueden estar al frente de una sala. Hay que tener en cuneta que desde los 45 días un niño ya asiste al jardín. Ahora, a partir de los 4 años es obligatorio, entonces también se debe tener condiciones que regulen tanto a los públicos y municipales, como a los privados”, destacó Addhad y agregó para concluir: “Además es necesario un empadronamiento para saber cuántos hay habilitados en Paraná”.

 

 

 

Un abordaje integral para los primeros años de enseñanza

 


El control pedagógico de los jardines maternales también es un aspecto necesario. En el proyecto de Oro Verde, María del Rosario Mayor manifestó la importancia de que sean equipos de trabajo con especialistas, quienes lleven adelante la dirección de esas instituciones educativas. 
Hace una década atrás presentó en la localidad, junto a otras profesionales, toda una propuesta que aborda de manera integral para un jardín en condiciones.
En las últimas semanas lograron respuestas que al menos les dan esperanza para poder concretarlo.
Todos los aspectos que el proyecto tiene y que Mayor señaló, son las necesidades que faltan en numerosos jardines y no solo de Oro Verde. UNO se comunicó con la Dirección de Jardines Maternales de la Municipalidad de Paraná, pero durante la mañana de ayer nadie supo responder sobre lo positivo y las faltas con la que se cuenta en la actualidad.
“Cuesta ver la importancia que tienen estos planteos. En Oro Verde pasaron distintas gestiones y recién ahora existe la posibilidad. Solo falta que el municipio encuentre un terreno para edificarlo y en estos días esperamos la respuesta; lo tendremos que seguir de cerca”, destacó Mayor.
En Paraná, al proyecto de ordenanza nuevo esperan poder presentarlo antes de que termine el año para llevarlo adelante durante los primeros seis meses de 2015.
El concejal Marcelo Haddad destacó a una ordenanza que fue aprobada en la vecina Santa Fe hace pocos años atrás y que según dijo se acerca a los conceptos planteados anteriormente.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario