Cine
Lunes 05 de Marzo de 2018

"La forma del agua" ganó el Oscar a la mejor película

El filme de Guillermo del Toro lideró una ceremonia de fuerte impronta latina. "Una mujer fantástica" obtuvo la estatuilla por mejor película extranjera.

Fiel a todos los pronósticos y sin ningún error en el anuncio final, "La forma del agua" se coronó anoche como la mejor película en la 90ª entrega de los premios Oscar. El filme, que iba por 13 estatuillas y era el más nominado, resultó ser el más ganador de la noche, ya que se llevó 4 premios en total: película, mejor dirección (Guillermo del Toro), banda sonora y diseño de producción.


"Creciendo en México admiraba «E.T.» y las películas de Frank Capra. Hace algunas semanas Steven Spielberg me dijo: «Si estás ahí arriba, recuerda que eres parte de un legado. Por eso quiero dedicar esto a cada persona que quiere hacer cine en todas partes del mundo. De niño crecí mirando películas en México y hacer una me parecía imposible. Por eso quiere decir que todo aquel que sueña con contar una historia sobre lo que pasa en la realidad del mundo, puede hacerlo", dijo un emocionado Guillermo del Toro al recibir el último premio de una noche donde se privilegió especialmente el respeto a la diversidad, a la igualdad de géneros y al sentimiento latino.


"La forma del agua" sedujo a la Academia de Hollywood a partir de una historia ambientada en la Guerra Fría, en la que una mujer muda, empleada en un laboratorio de alta seguridad del gobierno estadounidense se enamora de un monstruo anfibio, al que lo ocultaban para investigarlo.

La forma del Agua VIDEO

"No se levanten apenas escuchen su nombre", dijo Jimmy Kimmel, el presentador de los Oscar. El chiste pretendía soslayar el papelón del siglo que protagonizó la Academia el año pasado cuando Warren Beaty y Fanne Dunaway dijeron que el ganador era "La La Land", en lugar de "Moonlight". La Academia fue por más e invitó a los mismos protagonistas de "Bonnie and Clide" que protagonizaron el papelón del siglo para reivindicarse. Y todos fueron cómplices. Porque de lo contrario Del Toro no hubiese mirado a cámara con una sonrisa amplia tras leer con tanta sobreactuación el papelito del sobre donde se veía con letras gigantes "Best Picture".

Antes, Helen Mirren y Jane Fonda presentaron las ternas al mejor actor y recibieron una ovación de pie en el Dolby Theatre. "Siempre estaremos asombrados por el poder de una maravillosa interpretación", dijo Fonda. Minutos después, citaron el nombre del vencedor: Gary Oldman, como no podía ser de otra manera, luego de su increíble caracterización de Winston Churchill en "Las horas más oscuras".

La deslumbrante Jennifer Lawrence y Jodie Foster, sorprendentemente en muletas, abrieron las ternas de las nominaciones a mejor actriz. "And the winner is...Frances McDormand", dijeron. "Todas las nominadas mujeres de pie, todas tenemos historias que contar y proyectos que necesitan ser financiados. Tengo dos palabras para ustedes, caballeros, inclusión y brillar", destacó la protagonista de "Tres anuncios por un crimen" en un discurso con total sintonía de la igualdad de género. El filme de Martin McDonagh se llevó otro premio más, y fue merecidamente para Sam Rockwell, por mejor actor de reparto.

"No se levanten apenas escuchen su nombre", dijo Jimmy Kimmel, en referencia al papelón del año pasado

El Oscar tuvo una fuerte impronta latina. Y los primeros grandes responsables de que así sea en la ceremonia de anoche fue "Coco" y "Una mujer fantástica". La película de Disney, cuya historia se dispara en el marco de la celebración del Día de los Muertos en México, se llevó la estatuilla a mejor filme animado en el décimo Oscar que se lleva Pixar. "Coco es la prueba de que podemos comenzar a cambiar el mundo", dijo Darla K. Anderson, quien dirigió la película junto a Lee Unkrich.

"Viva Latinoamérica, qué viva México" se oyó desde el escenario del Dolby Theatre. Minutos antes, Gael García Bernal había cantado algo desafinado "Remember Me", el tema central de la película que después también ganó como mejor canción original, y que interpretó con gran despliegue un tibio Miguel junto a Natalia Lafourcade, quizá en una de las primeras interpretaciones en castellano en 90 años de ceremonia de la Academia.

"Una mujer fantástica" le dio la gran alegría a Chile. Era la primera vez que una película sudamericana que no fuese Argentina (que había ganado dos veces con "La historia oficial" y "El secreto de sus ojos") levantaba el Oscar a mejor película extranjera. "Es un premio para películas que elogian la condición humana" dijo en la previa la presentadora Rita Moreno, actriz portorriqueña que llevaba el mismo vestido con el que había ganado el Oscar a mejor actriz de reparto en 1962 por "Amor sin barreras".


Leer Más: Cinco curiosidades sobre los nominados a los Oscar


Más allá de que fue escueto el agradecimiento de Sebastián Lelio, Daniela Vega se destacó cuando presentó en un correctísimo inglés la versión en vivo de "Mistery of Love", nominado a mejor canción original por "Llamame por tu nombre", filme que también aborda la diversidad sexual.

En "Una mujer fantástica" la actriz transgénero Daniela Vega interpreta a Marina, una camarera que deberá afrontar el peor de los tormentos cuando Orlando, su pareja veinte años mayor, muere en su casa tras una noche de amor. El maltrato familiar, social e institucional que deberá soportar por su condición es el motor del filme, y fue seguramente lo que sedujo a la Academia para coronar a la película.

Entre otros premios, "Dunkerke" ganó tres premios técnicos (edición de sonido, mezcla de sonido y montaje); "Llámame por tu nombre" obtuvo el de guión adaptado y "Huye" el de guión original. Como suele ocurrir, dos películas se quedaron sin nada: "Lady Bird" y "The Post".

James Ivory hizo un tibio alegato por el respeto a las elecciones sexuales al recibir el premio al mejor guión adapatado por "LLámame por tu nombre", en el primer Oscar que ganó el filme que tuvo el privilegio de ser una de las nueve nominadas a mejor película.

La estatuilla por el mejor guión original fue para Jordan Peele, quien se llevó el premio por "Huye", dejando en el camino a "Lady Bird", "Tres anuncios para un crimen" y "La forma de agua", que a esta altura, cuando ya habían pasado 40 minutos de la medianoche, tenía apenas una sola estatuilla de las 13 nominaciones, y encima era la de diseño de producción. Pero cuando dieron las hurras, y ya casi eran las 2 de hoy, "La forma del agua" fue la que más festejó en una noche sin sorpresas, con reivindicaciones por la igualdad de género y el respeto a la diversidad y, por suerte, sin errores groseros ni papelones de último momento.

Comentarios