Secciones
Asaltos comando

Millonarios robos a un Pago Fácil y a un Rapipago

Entre los dos atracos los delincuentes se llevaron 12 millones de pesos. Ambos asaltos sucedieron en la mañana de ayer. Los dos, según los investigadores, fueron planificados. No hay detenidos por los hechos

Martes 16 de Julio de 2019

Buenos Aires.- Dos robos planificados sucedieron ayer en distintos puntos del país: uno en Buenos Aires y el otro en Santa Fe. Entre ambos hechos los delincuentes se llevaron 12 millones de pesos en efectivo.

El primero de los robos sucedió en Sarandí. Allí, siete delincuentes desconocidos protagonizaron un atraco en Walt Mart. Poco antes de las 8, tres custodios de un camión de transporte de caudales de la firma Brinks fueron reducidos por siete hombres vestidos con ropa camuflada y chalecos antibalas que portaban armas largas. El personal del camión había retirado dinero del Pago Fácil del supermercado, fueron interceptados justo antes de subir al blindado. Los ladrones los apuntaron con armas largas, uno de los custodios recibió un culatazo. Así, se llevaron dos sacos con dinero. Al menos una fuente policial arriesga una posible suma: tres millones de pesos. Los asaltantes huyeron en tres camionetas, entre ellas una Volkswagen Amarok y una Fiat Ducato, que fue encontrada abandonada en el cruce de San Nicolás y Cáceres en Avellaneda.

La escena fue preservada por la DDI de la jurisdicción de la Policía Bonaerense, con una causa a cargo de la UFI Nº3 de Avellaneda con la fiscal Solange Cáceres. Los investigadores, por lo pronto, buscan las cámaras de seguridad de la zona y recaban testimonios. Los ladrones, que llevaban pasamontañas, les quitaron las armas a los custodios, tres pistolas Browning 9 milímetros. También les quitaron los handys: uno de los aparatos fue encontrado dentro de la Ducati.

Fuentes policiales no tienen dudas sobre la mecánica: hubo inteligencia previa antes del ataque. El abogado Víctor Varone coincide en este punto. Varone dirige junto a Gabriel Iezzi la Mesa Interempresarial de Piratería de Camiones, que nuclea a empresas de transporte de mercadería así como de caudales: en los últimos años, la Mesa se convirtió en el principal nodo de información sobre robos de este tipo y en un articulador clave entre el sector privado y el Estado para la articulación de políticas públicas. “Grupos como este se dedican específicamente a blindados, lo que explica su estructura, su equipamiento y el descarte de vehículos. Se mueven en golpes programados. La piratería de camiones es un delito organizado, el robo de transporte de caudales es un nicho específico que requiere equipo y planificación especial”, asegura Varone a Infobae.

El robo ocurrió fuera del supermercado: los empleados estaban dentro, preparándose para abrir el lugar, que finalmente comenzó a atender al público después del mediodía. Fuentes cercanas a la empresa hablan de cámaras de seguridad que efectivamente muestran el robo, con los custodios apuntados con armas largas.

Sorprendido

El empleado de un negocio de cobro de impuestos fue asaltado a mano armada ayer a la mañana en una playa de estacionamiento de la zona oeste de la ciudad de Rosario, cuando trasladaba la recaudación. Los delincuentes se habrían alzado con nueve millones de pesos.

Según contó la víctima, el episodio ocurrió aproximadamente a las 9.45 en el playón de estacionamiento del supermercado Coto, de Córdoba y avenida Circunvalación. Cuando guardaba el dinero de la recaudación del Rapipago, que había retirado del local, dos delincuentes armados lo redujeron, lo golpearon con la culata en la cabeza, lo amenazaron y lo subieron al asiento trasero del auto, un Toyota Corolla.

Luego de dar una vuelta por el estacionamiento en el auto los delincuentes, frenaron y sacaron del baúl las cuatro mochilas que el empleado había retirado del Rapipago, en las cuales —dijo— había unos 9.000.000 de pesos. También le robaron la billetera, el teléfono celular, un par de zapatos de seguridad y las llaves del Corolla, antes de darse a la fuga.

Personal de Fiscalía solicitó corroborar con la empresa para la que trabaja la víctima si ese es el monto robado, aunque esta noche todavía se esperaba confirmación al respecto.

Si bien la víctima, de 38 años, señaló que no pudo ver la cara de las personas que lo asaltaron, el relevamiento de las cámaras de seguridad arrojó resultado positivo, por lo que los atacantes pueden ser identificados.

La denuncia fue radicada en la comisaría 17ª. Interviene la fiscal de la unidad de Flagrancia, María Ángeles Lagar.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario