Secciones
Cierre del año

La inflación de precios de diciembre fue del 4%

El aumento de la inflación durante el 2020 fue del 36,1%, un año con congelamiento de tarifas y control de precios en el país

Jueves 14 de Enero de 2021

Lo que parece ser una buena noticia en principio, deja más preocupaciones que motivos para festejar. La inflación anual de 2020 fue 36,1% y cayó más de 17 puntos porcentuales en relación con 2019, cuando había sido 53,8%. Sin embargo, esta dinámica se debió más a causas vinculadas a la pandemia, al congelamiento tarifario y al derrumbe de la actividad económica, que a políticas económicas eficientes que permitan una desaceleración de precios.

El dato de inflación de diciembre lo dice todo: con un alza de 4% promedio en los precios, se trató de la variación mensual más alta del año. Esto justifica, en parte, las proyecciones que hacen los analistas económicos para este año, quienes esperan una inflación más cercana al 50%, a diferencia del Ministerio de Economía, que estimó una suba de precios del 30% en el diseño del presupuesto.

Los analistas se basan en que este año habrá un rebote de la economía, luego del desplome de alrededor 10% del PBI de 2020. Además, preocupa el creciente gasto fiscal del Estado, que, a falta de recursos, se espera que se financie casi en su totalidad con emisión monetaria, lo que es combustible para la inflación.

También hay parte de inflación "reprimida" de 2020, luego de casi dos años de congelamiento de las tarifas de gas, luz y transporte. A ello se le suman los micro aumentos en las tarifas de telefonía, internet y prepagas, que si se le recomponen los ingresos, también presionarán sobre la inflación.

Lo que no dejó de aumentar en 2020 fueron los precios de los alimentos, que impactan directamente en la pobreza. Este rubro fue el tercero que más se incrementó, luego de prendas de vestir y calzado, y equipamiento y mantenimiento del hogar.

De hecho, el promedio general de inflación obedece a dos situación distintas cuando se lo analiza en detalle. Por un lado, los precios de los bienes aumentaron 43%, mientras que los servicios, que estuvieron más afectados por la cuarentena, se incrementaron 22,2%, casi la mitad.

"Esto responde a que el shock de oferta de la pandemia/cuarentena afectó a los servicios privados y también propició la continuidad del congelamiento de tarifas de los servicios públicos", explicaron en la consultora Ecolatina.

"A fines de 2020 se fueron relajando ciertas regulaciones, que es importante también para mantener los incentivos adecuados para la producción. Entendíamos que la combinación de relajamiento de ciertas regulaciones en temas de precios, más cuestiones estacionales, más lo que se viene viviendo en términos a la evolución de los precios internacionales y cómo eso afecta a los commodities y a los valores de la cadena productiva iba a generar una inflación en los niveles en los cuales se cerrará, más alta en el último trimestre de 2020", dijo Guzmán, hoy temprano, para explicar la suba del mes pasado.

"Sería un error extrapolar eso para 2021, nosotros lo que hemos planteado es un esquema macro integral en el que se busca que la inflación siga reduciéndose, aproximadamente alrededor de cinco puntos porcentuales por año, de una forma consistente", agregó a la Nación.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario