Rusia 2018
Jueves 28 de Junio de 2018

El festejo más "peligroso" provocó gastadas de todo tipo

El futbolista belga se desahogó en el gol de su Selección, pero se llevó la peor parte.

Las emociones están a flor de piel en el Mundial de Rusia. Los jugadores de cada Selección se juegan "todo" en cada partido y por eso se ve el desahogo de cada uno de ellos cada vez que su equipo marca un gol.

Fue el caso de Michy Batshuayi en el duelo entre Bélgica e Inglaterra. El encuentro estaba aburrido, incluso en el entretiempo se fueron al vestuario en medio de silbidos.


Embed


Pero en el complemento, Januzaj logró el 1-o para los belgas y Batshuayi reventó la pelota contra uno de los palos. Lo que no se imaginó es lo que iba a suceder después... y las gastadas que provocaría:


Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed