A un click
Martes 06 de Febrero de 2018

Cuatro errores frecuentes en la pareja

Ideas para mejorar la vida de pareja, un área donde se suelen cometer alguno de estos cuatro errores.

Cuatro ideas para mejorar la vida de pareja, un área donde se suelen cometer alguno de estos cuatro errores:

Insistir
Cuando en una pareja uno le insiste al otro y lo presiona, esa relación se va a terminar quebrando. La razón es que, cuando más insiste uno, más huye el otro. Es el juego del gato y el ratón. "¡Dale, dale, dale!"... y el otro corre, corre y corre. Nunca deberíamos presionar ni a la pareja ni a los hijos. Hay parejas que se separan y el hombre le lleva a la mujer flores o bombones pero ella los rechaza. El motivo es que no lo vive como un acto de amor, sino como un acto de presión. No presiones a tu pareja. Cuando tengas que pedirle algo, hacelo una o dos veces y nada más. Porque cuanto más lo/la presiones, más lo/la alejarás. Todo ese tiempo que usamos para presionar al otro, lo tenemos que usar para crecer.

Pensar: "No puedo vivir sin vos"
Todos podemos vivir sin nadie. Cuando nos volvemos dependientes, eso no es una pareja. Si vos le pedís a tu pareja que te dé estima, que te valore, primero deberías dártelo a vos mismo. Porque cuando te lo des vos mismo, ya no se lo pedirás como dependiente a nadie. Si vos te valorás, ya no le vas a pedir a tu pareja que te valore. Si tu pareja te valora, lo vas a disfrutar desde el lugar de estar completo porque ya te diste eso a vos mismo primero. El dependiente tiene toda la vida un respirador y no puede respirar por su cuenta. Pero si nuestros pulmones funcionan bien, no es necesario que nos acostumbremos a depender del otro. Todo podemos hacerlo por nosotros mismos. Y cuando lo hacemos, somos capaces de recibir de parte del otro y disfrutarlo. Porque la dependencia nunca es pareja. ¡No dependas de nadie!

Amar desde uno
Cada uno de nosotros tiene un lenguaje de lo que es el amor. Si para mí el amor son peras pero para mi esposa son manzanas, aunque le compre siete cajones de peras, ella no se sentirá amada. Porque para ella el amor son manzanas y para mí el amor son peras. Necesitamos amar de acuerdo al lenguaje del otro. Si al otro le gustan las peras, ¡no le des manzanas, dale peras! En la pareja es fundamental aprender lo que significa el amor desde el punto de vista del otro.

Ser nostálgico
"Tenemos que volver a ser la pareja que éramos antes", dicen algunos. Pero no se puede ser como antes porque el pasado ya se fue. Toda etapa pasada en tu vida no existe más. Los argentinos tendemos a idealizar el pasado. La nostalgia funciona así: como me siento descontento en el presente, busco algo de mi pasado, lo recorto y lo agrando. Digo: "Qué lindo que era" porque no veo nada bueno en el futuro. Pero cuando uno está en paz en el presente y cree que lo que viene será mejor, no precisa idealizar el pasado ni vivir de nostalgias.

Recordá: No son las cosas ni las personas las que nos hacen felices, sino la decisión de ser felices cada día. No hay que insistir, ni depender, ni volver atrás, sino disfrutar lo que la vida nos ofrece hoy construyendo siempre hacia adelante.

*Por Eduardo Stamateas, doctor en Psicología, sexólogo y escritor.

Comentarios