Secciones
Revista TUYA

Cosmopolita, Noelia Verón vive y trabaja en Cancún

Nació en Zárate, se crió en Islas del Ibicuy y se mudó luego a Santa Fe. Hace tres años se instaló en México después de recorrer Oceanía y Asia. Se desempeña en una cadena internacional de hoteles.

Jueves 27 de Junio de 2019

Noelia Verón es una ciudadana del mundo. Pero desde hace tres años eligió Cancún para residir y trabajar. Ella forma parte del equipo de entretenimiento del Palladium Hotel Group y su rostro se hizo conocido cuando el programa Modo Selfie –que se emite por el canal América– llegó a descubrir la belleza de Costa Mujeres. Allí Noe fue la guía de Agustín Neglia –el conductor– y manejando un catamarán por el mar Caribe contó por qué es un destino idílico.

UNO se contactó con ella a partir de ese programa y conoció su historia que tiene a Entre Ríos como una parte fundamental de su vida.

—¿Cómo llegaste a Cancún?

—Llegué a Cancún después de un largo viaje de años por Nueva Zelanda, después de recorrer Oceanía y el sudoeste asiático. Me interesaba la idea de conocer el Caribe, de vivir en el “eterno verano” y disfrutar de una vida relajada en el mar. Me enamoré de México, su gente, comida y cultura. En un principio estuve en Playa del Carmen, pero luego decidí visitar algunos lugares más hasta que me instalé aquí, en Cancún.

—¿Qué actividad desarrollás en el hotel?

—En el hotel soy asistente de gerente de entretenimiento. Somos un gran equipo, básicamente mi trabajo es asegurarme de que se lleve a cabo el programa, las actividades, fiestas y shows, a nuestro cuerpo de animación lo conforman animadores, DJ, bailarines, coreógrafos, modistas, escenógrafos y muchos artistas más. Organizarlos, motivarlos y enseñarles es nuestra labor como líderes en el departamento. A veces me gusta realizar las actividades junto con los chicos, es muy divertido e interesante el trabajo hotelero, conocés muchísima gente y aprendés de todas las culturas que nos visitan.

—Es el sueño de todo joven, trabajar y vivir en una playa paradisíaca.

—Yo en realidad no vivo en el resort, vivo en la ciudad. Vivo con mis amigos y comparto mi habitación. Tener roommate (compañeros de cuarto) es interesante, el hecho de convivir con alguien que conociste hace poco y no sabés mucho de la persona se convierte en una historia. La vida del viajero es solitaria, nadie te pone límites, por lo que es importante conocerte mucho y confiar en tu instinto. El desafío de convivir con gente “extraña” (en un principio) es más que compartir gastos y experiencias laborales. Es crear nuevos lazos familiares.

—¿De dónde son la mayoría de los empleados? ¿Cómo se llevan?

—La mayoría de los empleados son mexicanos. Nos llevamos muy bien, son muy humildes y colaboradores. Estoy aprendiendo mucho de ellos.

—¿Te ha tocado conocer a personalidades que se han alojado en el hotel?

—Sí, me ha tocado conocer varios artistas tanto argentinos como de otros países. Conocí por ejemplo a Mariano Martínez, Pampita, Rafael Nadal, Pico Mónaco, Luciano Castro, Marley, Florencia Peña. Es muy interesante estar en un punto turístico visitado por personas de todo el mundo.

—¿Qué tiene de especial Costa Mujeres? ¿Por qué es un destino a descubrir?

—Costa Mujeres es un nuevo destino porque conserva muchos lugares vírgenes, autóctonos e intocables por la edificación. Con restricciones legalmente pactadas hacia los derechos de la naturaleza. Conservando el ecosistema de dunas, selvas y manglares costeros, con valores hacia el consumo responsable, reciclaje y cuidado del medio ambiente. Esto es lo que hace Costa Mujeres único en Cancún entre los destinos turísticos más visitados.

—¿Qué otros lugares conociste y cuál te gustó más?

—Estuve en varios países, pero uno de mis preferidos es Canadá. También me gustaron mucho Nueva Zelanda y México, por supuesto. Dentro de México mi lugar preferido por ahora es Tulum e Islas Mujeres, aunque dentro de poco planeo un road trip (viaje) para conocer otros destinos como San Miguel de Allende.

—¿Cuáles son tus objetivos? ¿Están relacionados con el turismo o buscás algo más?

—Me interesa mucho la educación. En mi viaje he realizado varios voluntariados en diferentes países y creo que es muy interesante salpicarse de otras culturas para así tener un marco de desarrollo más amplio. Mis objetivos están arraigados a la educación, aprender y enseñar, me gusta seguir estudiando y aprendiendo diferentes vocaciones. A lo largo de la vida nos vamos dando cuenta que el punto no es tan solo cuanto hayas ganado y crecido en un lugar, sino cuanto te hayas conocido a ti mismo en diferentes situaciones y desafíos. Cada cultura y país tiene reglas, diferentes valores y por lo tanto diferente pensamiento y cuando logramos entender esto es cuando nos damos cuenta cuan chiquitos somos y cuanto nos falta aprender de los demás. Es como un rompecabezas, comenzamos a recolectar partes de diferentes lugares para armar tu propia visión de lo que querés y es ahí cuando tu objetivo se vuelve cada vez más difícil

Noe x Noe

En el primer diálogo para conocer su relación con la provincia, Noelia expresó: “Nací en Zárate –hace 29 años– pero solo nací ahí. Viví muchos años en Entre Ríos, en Ibicuy, luego me mudé a vivir a Santa Fe donde estudié y luego salí del país a viajar. Tengo mucho aprecio a Entre Ríos porque tengo mucha familia ahí. Mi abuela, varios tíos y primos viven en Islas del Ibicuy, también tengo mucha familia en Gualeguaychú”.

—¿Cómo es que llegás a Entre Ríos?

—La familia de mi mamá es de Entre Ríos y la familia de mi papá de Corrientes. Decidieron construir nuestro hogar en Ibicuy por su tranquilidad, mis abuelos y tíos aún viven ahí, aunque también muchos de ellos ya están en otras partes de Argentina. Viví mis primeros años en Ibicuy y si tuviese que elegir dónde vivir la volvería a elegir, por la calidez de la gente, la seguridad que en ese entonces reinaba, me dieron la confianza para que viva cada paso de mi vida al cien por ciento. Luego nos mudamos a Santa Fe capital, porque mis padres decidieron que nuestra educación se vería más fuerte en una ciudad, lo cual también agradezco mucho porque ahí comencé la aventura de conocer nuevos horizontes.

—¿Cómo describirías los atractivos de Ibicuy?

—Ibicuy fue mi primer hogar, junto con mis dos primeros hermanos y mis padres (que aún siguen juntos) formamos una familia muy unida, el pueblo te permitía en ese entonces vivir tranquilo, poder ir a la escuela caminando y crear tus raíces bajo valores tan importantes hoy en día como la humildad, el trabajo duro, el servicio a los demás y el pensamiento solidario. Es un pueblo donde su fuerte es la pesca. Hay mucho campo y al ser chico podés conocer a casi todos los habitantes (se ríe). Echo mucho de menos el mate y las costumbres argentinas.

—¿Cómo se compone tu familia?

—Mi familia está compuesta por mis padres, Liliana y Esteban, mis cinco hermanos, Vanina, Franco, Dina, Nicolás y Lucía.

—¿Te han ido a visitar a Cancún o venís vos a verlos?

—No, aún no han venido, siempre me muevo mucho y ya saben, reservar un pasaje no se hace de un día para el otro, es necesario hacerlo con anticipación. Siempre he ido yo a visitarlos. ¡Mi hermana está embarazada y realmente tengo muchas ganas de ir a compartir un momento tan importante para la familia! Mi primer sobrino. Así que estaré visitando Argentina en agosto o septiembre.

—¿Te recibiste de profe de Educación Física?

—Sí, terminé mi carrera de profesora de Educación Física en el Instituto Superior de Educación Física de Santa Fe.

—¿Sos actriz o te gusta hacer videos y producciones fotográficas?

—No, no soy actriz, pero sí he interpretado papeles de “extra” en algunas series televisivas en Nueva Zelanda. He filmado algunos videos musicales y últimamente vengo haciendo fotos para bikinis o indumentaria. Estuve también estudiando un poco de business management, aprendiendo inglés, fotografía y producción.

—¿Qué es lo mejor y qué no te gusta de tu presente?

—Lo mejor que tengo en mi vida ahora mismo es una gran familia que me apoya en mis viajes y decisiones, que me espera si decido volver. Muchos amigos nuevos, historias y nuevas oportunidades. Me gusta todo de mi presente, no tengo quejas. Si tuviese que dar un consejo hoy mismo, diría a los jóvenes que estudien, aprendan lo que más puedan y viajen, se conozcan a sí mismos y conozcan a los demás. La vida es una y nunca se sabe cuál es tu lugar. Irte es un nuevo comienzo, pero volver siempre es el mejor comienzo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario