Femicidio
Jueves 10 de Noviembre de 2016

Volvieron a marchar a Tribunales para exigir medidas contra los feminicidios

El crimen de Jessica Do Santo sumó indignación a los colectivos feministas, que califican de "cortoplacistas" las medidas anunciadas por el Estado.

Luego del asesinato de Jessica Do Santo, cuyo cuerpo fue encontrado desmembrado este miércoles en un descampado del Parque Nuevo Humberto Varisco, militantes de organizaciones feministas y políticas y familiares de víctimas volvieron a marchar a Tribunales para exigir medidas efectivas al Estado para frenar los feminicidios en la provincia.
La explanada de los Tribunales provinciales volvió a ser el punto de concentración y muchos de los reclamos estuvieron dirigidos a jueces y fiscales para que califiquen como feminicidios a los crímenes de los que fueron víctimas entrerrianas y entrerrianos en los últimos días.
La aparición el cuerpo de Jessica en un terreno cercano a avenida Larramendi volvió a movilizar a quienes se organizan para exigir medidas que detengan la violencia machista. Por este caso, que también reclaman que se tenga como feminicidio, se realizaron allanamientos sin resultados en las últimas horas: no hay por el momento nignpun sospechoso detenido.
"Tenemos que estar llorando otra muerte más, que es la de Jessica. La verdad que esto parecería no parar más. Pero seguimos organizando, movilizando y visibilizando la situación", dijo a UNO María Elena Ale.
Las militantes consideran que las respuestas del Estado son cortoplacistas, a la vez que reclamaron la renuncia de los funcionarios del Poder Ejecutivo y Judicial que no estén a la altura de las circunstancias.
Embed
Por el crimen de Do Santo, la mujer de 36 años cuyo cuerpo fue allado desmembrado el miércoles, hubo dos allanamientos en el barrio Los Arenales, donde supo residir la víctima un tiempo. Allí ecuestraron algunos elementos que podrían tener relación con la causa.
En principio, se trata de establecer quién fue la última persona que la vio con vida. Hasta ahora se pudo constatar que el hombre con quien vivía en el barrio Las Flores la vio el sábado a la noche, lo que acotó el margen de búsqueda al fin de semana, ya que en principio se presumía que la muerte se había producido varios días más atrás.
Los procedimientos realizados este jueves fueron en dos viviendas de calle El Patí, donde la mujer había estado residiendo hace poco. En uno de los domicilios secuestraron prendas de vestir, y en ambos los celulares de las personas que los habitan, para observar si de las pericias surgen mensajes de texto elocuentes respecto a la muerte de Jéssica.

Comentarios