La Provincia
Martes 23 de Junio de 2015

Vecinos de un barrio de Chajarí se oponen a la instalación de un horno crematorio

Temen por los efectos nocivos a la salud y al medioambiente que un emprendimiento de tales características, ubicado en el casco céntrico, pueda provocar. UNO habló con ediles chajarienses sobre el tema. El empresario defendió su proyecto. 

Vecinos del barrio Santa Rosa de Chajarí reclaman a las autoridades municipales que no habiliten la instalación de un horno crematorio en la zona urbana. Temen por los inconvenientes a nivel ambiental que el proyecto acarrearía.

El concejo vecinal convocó para el lunes a los ediles que aprobaron la ordenanza marco que reglamenta los crematorios en la localidad. El único concejal que se hizo presente fue Rubén Dalmolin (UCR), quien justifico la ausencia de sus compañeros de bancada pero aclaró que hablaría por sí mismo y no como voz del bloque opositor.

En diálogo con UNO, el edil dijo que el horno crematorio sería instalado por un empresario que ya cuenta con una sala de velatorio en calle Pablo Stampa, entre Doctor Planas y Brasil, y que el proyecto sería iniciado en el mismo terreno donde funciona la sala.

“Los vecinos se alarmaron porque vieron llegar las maquinarias y se enteraron de la instalación del horno. La realidad es que hoy día hay mucha sensibilización con el tema del medioambiente y lógicamente los habitantes del barrio se movilizaron para pedir explicaciones sobre el perjucio que a nivel ambiental el mismo podría provocar”, mencionó.

También señaló que no tiene, hasta el momento, detalles del proyecto en particular por lo que, luego de receptar la inquietud de la gente del barrio, solicitó al Ejecutivo Municipal la documentación correspondiente para interiorizarse del futuro proyecto. “Quiero saber las características del proyecto de instalación”, especificó.

Los vecinos, por su parte, insistieron en impedir el avance del proyecto: “No queremos un horno crematorio en el casco urbano, no podemos permitir eso en el barrio porque, una vez instalado, no lo sacamos más. Queremos que el empresario lo haga en otro lugar, para no se vean afectados los intereses de la mayorías”.

“Es una práctica milenaria”
A partir de la denuncia pública de los vecinos, el empresario Patricio Barbieri brindó públicamente detalles del funcionamiento del horno y aseguró que el crematorio está en carpeta para realizarse desde hace ya varios años. “Cremar a los difuntos es una práctica milenaria y la incidencia en el medioambiente es menor que otras prácticas”.

El propietario de la firma explicó que la ordenanza municipal dispone que “no se permitirá la emanación o volatilización de cenizas, humos contaminantes y olores desagradables, además de garantizar el ingreso de inspectores municipales para garantizar controles sanitarios y funcionamientos de rutina”.

Del funcionamiento del horno dijo que “Como todo horno tiene picos de gas, levanta temperaturas de entre 600 y 900 grados, y eso hace que todo el proceso se realice dentro del horno y todo lo que emana es el calor producto de la combustión, y la garantía de que no existe humo contaminante”.

Finalmente el empresario hizo mención a que, en actualmente, se realiza la instalación de cañerías de gas.   

Comentarios