Pais
Viernes 12 de Febrero de 2016

Una nena murió ahogada al tragarse una bombita de agua que le reventó en la boca

El accidente ocurrió en una casa de Nueva Esperanza, población rural ubicada a 210 kilómetros al norte de la capital de Santiago del Estero, cuando la pequeña jugaba al carnaval con un grupo de amiguitos.

Una niña de tres años murió ahogada al tragarse una bombita de agua que le reventó en la boca, mientras jugaba al carnaval con un grupo de amiguitos.
A la pequeña se le reventó en la boca una bombita de agua y le provocó una broncoaspiración al pasarle el elemento de la faringe a la tráquea y la inmediata obstrucción de las vías respiratorias.
Auxiliada por familiares, la nena fue trasladada y falleció a poco de ingresar a la sala de urgencias del hospital zonal de Nueva Esperanza.
En la causa interviene el juez de Crimen de Segunda Nominación, Ramón Tarchini, que ordenó la entrega del cuerpo a sus familiares para su sepultura.

Fuente Télam

Comentarios