La Provincia
Domingo 01 de Febrero de 2015

Una mujer que padece cáncer denuncia al Iosper por negarle remedios

Ivana Carmona necesita realizar seis sesiones de quimioterapia cada 21 días. La obra social solo le otorgó una sesión, pero incompleta. Presentó amparos y hasta una demanda, pero sin respuesta.

Ivana Maricel Carmona tiene 38 años y en 2007 le diagnosticaron cáncer de mama. A partir de ese momento su vida ya no fue más la misma: se jubiló en forma anticipada como enfermera del hospital Delicia Masvernat y se dedicó con su familia a darle batalla a la enfermedad. Aunque en junio del año pasado le anunciaron lo que no quería escuchar; el foco canceroso se había propagado en un proceso que generalmente se conoce como metástasis. Sin perder tiempo su médico personal le indicó un tratamiento de seis sesiones de quimioterapia cada 21 días, pero nunca lo pudo cumplir en forma efectiva. Es que el Instituto de Obra Social de la provincia de Entre Ríos (Iosper) solamente le otorgó “en noviembre una quimio incompleta”, recordó Ivana, madre de dos hijos de adolescentes.
Como su reclamo nunca tuvo respuesta favorable, en diciembre presentó un recurso de amparo judicial, que fue incumplido en tres oportunidades, lo que motivó una denuncia penal presentada el 5 de enero. A través de esa vía logró que la obra social le brinde -recién el primer mes del año- su primera quimioterapia completa.  “Desde junio del año pasado, me dio una sola quimioterapia”, dijo indignada. Lógicamente tampoco pudo cumplir con la segunda quimioterapia prevista para el 28 de enero. “¿Sabés lo que me responden? Que el gobierno no le paga al Iosper y ellos no tienen para comprar la medicación”, explicó dejando al descubierto una situación desesperante.
Como es de suponer, Ivana no realiza el tratamiento indicado y su estado de salud se deteriora cada día más. Para mostrar su cuadro de vulnerabilidad expuso que cada quimioterapia le cuesta 115.000 pesos, un monto que lógicamente no tiene forma de afrontar. “Tengo un abogado que me está asesorando actualmente, hice la denuncia, creo que llegué hasta el último recurso. Incluso conté mi caso por las redes sociales para saber quién toma conciencia de esto, porque al Iosper me cansé de llamar”, se lamentó.

No piensa renunciar
Como última alternativa había pensado en viajar a Paraná para reclamar por su tratamiento en la sede central de la obra social. Aunque descartó esta posibilidad porque no se encuentra en condiciones para  cumplir con ese trámite. Remarcó que fueron innumerables las gestiones efectuadas ante las autoridades del Iosper, primero con los empleados en la sucursal de Concordia, y luego por la vía telefónica con la médica auditora en Paraná.  Solamente recibió como respuesta: “Ya te van a llegar, la semana que viene, que no hay en stock”.
Semejante panorama juega en contra de la salud de esta concordiense que con la ayuda de marido prometen no renunciar a esta lucha.  Mientras tanto, su médico le confesó que no cumplir con el tratamiento es comparable a “empezar de cero”.
 “Yo tengo 38 años, así tenga 60, 70, 80: menos mal que mi confianza está puesta en Dios y no solamente en la medicación. No soy el único caso en Concordia. Tengo un compañero cuya esposa murió de un cáncer de útero y 15 días después Iosper el entregó la medicación oncológica”, planteó. Insistió en que  el Iosper tiene que hacerse cargo de la medicación oncológica para afrontar su tratamiento.

La respuesta del Iosper
UNO buscó conocer la explicación de las autoridades de la obra social ante este caso puntual. El que dio su testimonio fue Marcelo Pagani, uno de los Directores del organismo, quien afirmó. “No conozco este caso, pero estamos muy preocupados porque existen atrasos con la medicación oncológica, pero nos ocupamos toda la semana que pasó y mañana tendría que estar todo normalizado”.
Consultado por la falta de respuesta a los amparos y la denuncia penal que cursó Ivana Carmona contestó: “Si tenés un amparo hay que cumplir con lo que plantea el juez de proveer la medicación, de donde sea hay que sacarla”. Asimismo reconoció que debieron atender varios casos similares, explicando que “cada caso debe ser cubierto, no nos cambia sin son pocos o muchos”.

Comentarios