Pais
Martes 03 de Enero de 2017

Una joven quedó internada tras ser prendida fuego por su pareja

La víctima, identificada como Gina Certoma, permanecía internada en el hospital Alemán de la Capital Federal en "estado crítico", ya que estaba con el 60 por ciento de su cuerpo quemado.

Gina Certoma tiene 20 años y permanece internada en grave estado, con el 80 por ciento del cuerpo quemado, tras ser prendida fuego por su novio, de 22, en el partido bonaerense de Quilmes.

Los vecinos aseguran que "le había pegado toda la semana". Cuando la policía llegó al lugar la mujer salió a la puerta todavía consciente pero "casi no le quedaba ropa por las quemaduras", detalló el vecino que llamó al 911 y además agregó: "Ni siquiera la podían acostar por el estado en el que estaba".

"El hombre le gritaba desde el fondo que volviera entrar a la casa", recordó el vecino y sostuvo que en todo momento repetía que "se había quemado sola". Gina Certoma alcanzó sin embargo a contar su verdad. "Me quemó él", aseguró.

El hecho ocurrió en las últimas horas en una casa de la calle 342 entre 382 y 383, de barrio Parque Calchaquí, en Quilmes Oeste.

Por causas que se investigan, se originó una discusión en la que el joven prendió fuego a su novia y escapó, aunque luego fue detenido por personal de la comisaría novena de Quilmes.

La víctima fue internada en el Hospital Isidoro Iriarte, de Quilmes, y luego derivada al Hospital Alemán, de esta Capital.

El director asociado del establecimiento del sur del Conurbano, Daniel Abarquero, contó a la prensa que la paciente "ingresó con el cuerpo todo quemado" y en "estado crítico", por lo que fue "intubada" de inmediato.

Precisó además que tenía heridas "en la cara, el torso, los pechos, el abdomen, los brazos, las manos y parte de las piernas", con "el 60 por ciento de las quemaduras profundas y el 15 por ciento superficiales".

Abarquero consignó que el atacante también presentaba quemaduras en las manos e ingresó "muy excitado" y "violento", al tiempo que "tiene antecedentes de cierto desorden psiquiátrico".

"Ella está en estado severo. El 60% de las quemaduras que presenta son profundas y el 15%, superficiales. En cuanto al hombre, tenía antecedentes de desequilibrios emocionales. Dijo que había intentado tirarle alcohol y que ella se acercó a la estufa o la cocina. En el hospital, hubo familiares de él y de ella. Se trató de contenerlos con el equipo de salud mental y equipos interdisciplinarios porque estaban muy alterados", explicó el director del hospital Iriarte, Daniel Abarquero.

Comentarios