Policiales
Domingo 06 de Marzo de 2016

Un policía regresaba a su casa, frenó a un ladrón y fue apuñalado

Marcelo Belotti se recupera en el hospital San Martín. Interceptó a un ladrón que había robado un celular, quien le clavó un cuchillo en un costado del pecho, pero no le alcanzó ningún órgano. Buscan al autor del robo y la brutal agresión.

A Marcelo Belotti nadie le dijo “hoy te convertís en héroe”. Pero cuando entró a su barrio y alguien gritó que paren al ladrón, no dudó en ponerle el pecho a la situación.

Marcelo es policía y en pocos días estará en su casa recuperándose de la herida de arma blanca y la cirugía que le practicaron en el hospital San Martín. Por cuestión de centímetros, su estado no es más grave. El viernes a la noche, cuando regresaba a su casa del barrio Paraná II, interceptó a un ladrón, que lo apuñaló en un costado del pecho, pero el cuchillo no alcanzó ningún órgano.
El hombre de 43 años es sargento y presta servicios en la Jefatura Departamental Paraná. El viernes a las 21 terminó su jornada laboral, se cambió el uniforme y volvió a su vivienda, ubicada en Artigas entre Provincias Unidas e Intendente Churruarín. Cuando entraba por el pasillo observó a una persona que corría hacia afuera del barrio y un muchacho gritó que lo pararan. Era el novio de la chica a la que recién le habían robado el celular.

Belotti lo interceptó y con los brazos lo empujó, lo hizo caer al piso y se le fue encima para reducirlo. Cuando lo sostenía de un brazo para que no se escapara, y el joven que había pedido ayuda lo agarraba del otro, se dio cuenta de que el ladrón lo había herido. Le pidió al muchacho que no lo soltara mientras él se revisaba, pero el delincuente se logró zafar y huyó.

De inmediato lo trasladaron al hospital, entró a Emergencias y lo derivaron al quirófano. Los médicos lo abrieron para revisar uno por uno los órganos y constataron que afortunadamente el cuchillo no había alcanzado ninguno, pese a haber ingresado unos nueve centímetros por el intercostal izquierdo. Ayer se recuperaba en una sala de Cirugía General del nosocomio, con dolores pero sin ningún riesgo.

El personal policial de la comisaría 10ª intervino en el lugar del hecho. Luego de entrevistarse con los testigos del hecho, según informaron desde la fuerza, estaría identificado el autor del robo y la agresión a Belotti. Las actuaciones fueron puestas en conocimiento de la Fiscalía en turno, y se esperaban directivas para los procedimientos que permitan la detención del sospechoso.

Una versión indica que sería un joven de 18 años, conocido con el apodo de Pastelito, que es hijo de un policía que vive en la zona. Padecería severos problemas de adicción y tiene a maltraer a los vecinos desde hace un tiempo.

Por otro lado, los habitantes de la zona de Artigas y Provincias Unidas están preocupados por los arrebatos en la vía pública, que se han incrementado desde hace un tiempo, aunque siempre fue un problema latente. Según indicaron algunos de ellos a UNO, hay temor de salir en horas de la noche a la calle y esperan que la situación se pueda controlar con mayor presencia policial y con la sanción que corresponda a los ladrones.

Policía baleado por su mujer sigue grave
El policía Juan Roque Godoy sigue internado en grave estado en el hospital San Martín. El miércoles a la mañana, su esposa, Ana María Warlet, le pegó tres tiros con su arma reglamentaria.
Desde entonces, el hombre de 48 años permanece internado en la Unidad de Terapia Intensiva del hospital San Martín. Según observaron los médicos, dos de los balazos le quebraron el fémur de una pierna y un brazo, pero otro fue el que más lo afectó, ya que impactó en el pecho y salió por la espalda. El proyectil le complicó órganos vitales, por lo cual fue sometido a una cirugía, lo estabilizaron pero su situación seguía siendo crítica.

En tanto que Warlet, quien había sido detenida por orden del fiscal Álvaro Piérola, está con prisión preventiva domiciliaria, por el plazo de 60 días, mientras avanza la investigación penal preparatoria. Se supo que hubo una fuerte discusión aunque no trascendieron los motivos.

 

Comentarios