Mundo
Lunes 13 de Abril de 2015

Un detenido por el secuestro de jóvenes en México

La Policía Federal detuvo en la capital mexicana a un miembro de la organización criminal Guerreros Unidos.

La Policía Federal detuvo en la capital mexicana a un miembro de la organización criminal Guerreros Unidos, involucrado en la desaparición de 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa en la sureña ciudad de Iguala, estado de Guerrero, el pasado 26 de septiembre.


La Comisión Nacional de Seguridad (CNS) informó que se trata de Miguel Landa, identificado como cercano a Gildardo López, prófugo de la justicia y jefe de la organización criminal Guerreros Unidos.


Testimonios de la fiscalía señalan al detenido como uno de los responsables de las agresiones contra los estudiantes que culminaron con su muerte, según consigna la agencia ANSA.


Según la hipótesis oficial, elaborada por la Procuraduría General de la República (PGR), tras ser detenidos cuando llegaban a bordo de un convoy de buses, para supuestamente recaudar fondos, los estudiantes fueron entregados por policías municipales de Iguala a Guerreros Unidos.


Los miembros de la organización los condujeron a la vecina localidad de Cocula, donde los asesinaron, creyendo que algunos de ellos eran integrantes de la banda enemiga Los Rojos.


Luego, quemaron sus cuerpos en un basural y arrojaron los restos al río San Juan, de la misma localidad.


Los padres de los estudiantes han protagonizado grandes movilizaciones con apoyo de grupos de defensa de los derechos humanos y el caso se ha convertido en uno de los detonadores de una verdadera crisis política y social, la más grande desde que asumió su cargo el presidente Enrique Peña.


La versión de las autoridades que implica a sicarios del grupo criminal Guerreros Unidos en la desaparición de los jóvenes ha sido rechazada por los estudiantes de la Escuela Normal de Ayotzinapa.


“Aquí el único que sabe es el Gobierno del Estado, no sé por qué está manchando a otros (criminales) cuando a lo mejor no son. Simplemente ellos (el Gobierno) saben bien quiénes son los culpables. Los policías se los llevaron”, aseguró  hace un tiempo Uriel Alonso, vocero del Comité Ejecutivo Estudiantil de Ayotzinapa, citado por el diario Reforma, quienes sospechan directamente de funcionarios policiales y hasta del propio gobierno.

 

 

 

Comentarios