Ovacion
Lunes 15 de Febrero de 2016

Un contragolpe letal le permitió sumar al Gato

Atlético Paraná tomó mal parado a Chicago y lastimó con gol de Alzugaray. Fue empate en un tanto en el Mutio.  

Matías Larraule / Ovación
mlarraule@uno.com.ar


Resignar unidades en condición de local por segunda ocasión seguida genera cierto fastidio. Sin embargo hay empates que terminan siendo positivos. Y el poroto que rasguñó ayer Atlético Paraná sumó. Es que el Decano estuvo a escasos minutos de sufrir la primera derrota en el año. Sobre el final evitó el traspié con un contragolpe letal. 

En la maniobra determinante se juntaron dos jugadores que saltaron a escena desde el banco de suplentes. No estaban cumpliendo una buena actuación. Sin embargo protagonizaron la acción que le permitió conservar el invicto al Rojiblanco. Milton Schonfeld habilitó a Lisandro Alzugaray. El Licha definió con frialdad ante la salida de Alejandro Sánchez. 

Fue una bocanada de oxígeno para el Gato en una jornada agobiante por la elevada temperatura con la que se disputó el encuentro. Fue empate en un gol entre Atlético Paraná y Nueva Chicago en uno de los encuentros correspondiente a la tercera fecha del Torneo de Transición 2016 de la Primera B Nacional. 

* Primer tiempo. El Decano le cedió la tenencia del balón a la visita. El elenco de Mataderos manejó el esférico, aunque no encontraban los caminos para ingresar a territorio enemigo. En cambio Paraná fue más práctico. Capitalizó los espacios vacíos que brindó Chicago ante el adelantamiento de los volantes externos y las dudas que exhibió para defender en las jugada de pelotas paradas. 

El Gato desnudó las falencias defensivas del Torito. Pudo romper el cero a los 3 minutos cuando Lencioni ingresó con total libertad en el centro del área del Verdinegro. Aunque increíblemente el capitán del Rojiblanco desperdició la oportunidad con todo el arco a su merced.  

Paraná era profundo en los primeros pasajes, pero también mostró mayor compromiso para ganar las segundas jugadas. En una de esa llegó una habilitación de Vercellino a Ekkert que desencadenó en un remate del diamantino que le quemó el pecho a Sánchez. El volante tomó el rebote, pero envió el balón varios metros arriba del horizontal. 

El local sintió el desgaste. En este aspecto la temperatura le jugó una mala pasada. Chicago comenzó a trasladar las acciones al área del anfitrión. Encontró claridad en el ataque cuando rotó los carrileros. Esto le permitió generar un par de situaciones en 10 minutos, pero también capturar algunas desinteligencias que mostró el local al momento de salir jugando de su propio campo. La oportunidad más clara de la visita fue con un desborde de Melo, que dejó a Galli en el camino, y que encontró una respuesta sobria de Cosentino. 

A Paraná le costó equilibrar el trámite del encuentro. Los volantes eran prisioneros de sus imprecisiones y los puntas quedaron demasiado asilado peleando con la defensa Verdinegra. Tuvo una última oportunidad cuando Valdez se esforzó para despejar al córner un remate de Cadenazzi. 

* Complemento. La segunda etapa comenzó con mucha intensidad. Chicago intentó sorprender a los 30 segundos con un remate de larga distancia de Rizzo. La respuesta Decana no se hizo demorar. Ekkert dejó en el camino a Schonfeld y envió un centro que ni Noir ni Cadenazzi llegaron a conectar.  

* El trámite era sumamente parejo. Chicago comenzó a desnivelar en las acciones gracias al aporte del recambio. La presencia de Baldunciel le brindó mayor explosión ofensiva. Mientras que Gomito Gómez le permitió administrar mejor el balón. 

* Paraná era un manojo de voluntades. No gozaba de claridad futbolística ni lucidez mental. Y cuando tuvo una chance la desperdició. Fue en un mano a mano en el que Noir no pudo vencer la resistencia de Sánchez.  

La visita finalizó con una mejor versión al capitalizar algunas desinteligencias del local. Gómez envió un pase milimétrico que Cosentino se anticipó ante la presencia de Guerra. Luego fue Piris quien salvó el incendio. Chicago facturó cuando Valdez conectó el segundo cabezazo en la misma maniobra. 

* Había olor a derrota en el Mutio. Sin embargo el Gato tenía vida. Capitalizó un contragolpe letal que le permitió sumar y evitar la derrota. Por eso el punto tiene sabor dulce en barrio San Martín. 

Las claves

* Imprecisión. Como pocas veces los jugadores de Paraná estuvieron peleados con el balón. Cometieron errores en la salida que generaron situaciones del rival. A su vez le costó abastecer a los puntas.

* Frialdad. En un momento caliente del encuentro Lisandro Alzugaray definió como lo hace un goleador de pura cepa. El Licha tuvo la frialdad necesaria para encarar al arco y definir ante la salida de Sánchez.

* Los arqueros. Cosentino respondió con solvencia cuando Chicago amenazó con inflar la red. Sánchez también mostró sus cualidades. Mostró una respuesta a puro reflejo al atragantarle el grito a Noir.   

Cómo jugaron

* Federico Cosentino. Fuerza de piernas para anticiparse a los delanteros adversarios. Rápido de reflejos para evitar un par de situaciones de Chicago. Algunas dudas en el juego con los pies.
* Martín Galli. Se mostró como salida sorpresiva en los primeros 20 minutos. No lució con la habitual solidez.
* Tomás Machado. Tal vez un poco expeditivo, pero cumple al despejar el peligro. Rápido para salir a cortar juego a los costados. Perdió la marca de Valdez en el gol de la visita. 
* Diego Reynoso. Controló a Guerra. Lo anticipó en reiteradas oportunidades y lo obligó a jugar lejos del área. 
* Maximiliano Piris. El más firme de la última línea. Apretó los dientes para remendar algunas fallas de sus compañeros. En la primera etapa se mostró como salida sorpresiva.
* Pablo Vercellino. No pesó a la hora de generar juego. Inquietó con un par de tiro libres que complicó a la defensa del Verdinegro. 
* Pablo Lencioni. Lució muy impreciso en la primera etapa. Desperdició un gol increíble en el inicio del encuentro. Creció en el complemento. 
* Jonathan Belforte. Inteligente para cubrir espacios. Efectivo para romper juego del rival. Falló al dar el primer pase en algunas oportunidades. 
* Alexis Ekkert. Llegó seguido al fondo y desequilibró. Le ganó el duelo a su marcador.
* Enzo Noir. Jugó mucho en función del equipo. Perdió un mano a mano cuando enfrentó a Sánchez.
* Felipe Cadenazzi. Mucho sacrificio y buena lectura de juego. Le faltó peso.
* Desde el banco. Caballero (4): Le costó ingresar en partido. Alzugaray (6). Definió con frialdad en la maniobra del empate. Schonfeld (5). Gran asistencia a Alzugaray.

Apostillas

* Poco sentido común. El árbitro Luis Lobo Medina interrumpió el juego en la primera etapa para que los protagonistas se hidrataran. Mostró poco sentido común en el complemento. De hecho no detuvo el juego para que los jugadores se refrescaran en una tarde agobiante.
* Al margen. Guido Rancez fue el jugador número 19 de Atlético Paraná. Acompañó a sus compañeros desde el campo de juego en la entrada en calor. Luego observó el encuentro desde la platea del Mutio.
* Reencuentro. Mauro Ruggiero, ex-Chicago, se reencontró con Federico Fáttori, con quien compartió plantel en el Torito. 
* Sin descanso. El plantel de Atlético Paraná comenzará a planificar hoy su próximo desafío. En este sentido, los jugadores deberán presentarse a las 16.30 en el Mutio para comenzar media hora después la práctica.
* Lo que viene. Atlético Paraná visitará el domingo a Crucero del Norte, por la cuarta fecha. El encuentro se jugará a las 17, en la cancha que el Colectivero tiene en la localidad de Garupá. 

Comentarios