Ovacion
Domingo 28 de Junio de 2015

Un clásico que se hizo esperar nueve años

Atlético Paraná recibe a Patronato a las 16.10 por la fecha 21 de la PBN. El Gato no fue confirmado. La visita, sin misterios.  

Llegó la hora de la verdad. Los objetivos de cada uno de los elencos quedarán a un costado. El estado de ánimo por la victoria celebrada en la última jornada y la sed de revancha por la derrota sufrida el fin de semana no incidirá para nada. Ambos elencos deberán dar vuelta de página y proyectar este desafío que es totalmente diferente. Es un juego donde no solamente hay en juego tres unidades. En la mesa también se pone en riesgo el orgullo de una ciudad.
Es un encuentro esperado desde hace larga data. Los equipos con mayor historia del fútbol de la capital entrerriana escribirán un nuevo capítulo de este duelo. Un duelo que tuvo su etapa dorada en décadas pasadas y que hubo un quiebre en los últimos tiempos. Hoy se volverán a ver las caras después de nueve años en un torneo nacional. La diferencia es que el de esta tarde será el primer desafío que asumirán, cara a cara, en un certamen profesional.
Atlético Paraná recibirá esta tarde a Patronato desde las 16.10 en el estadio Pedro Mutio en el encuentro destacado de la 21ª fecha de la Primera B Nacional. El cotejo, que será televisado para todo el país por la señal de Depor TV, será arbitrado por Saúl Laverni. Diego Verlotta y Osvaldo Marconi serán los asistentes del colegiado rosarino.
Larga previa
El clásico se juega con mucho tiempo de anticipación. El primer paso fue el 22 de diciembre de 2014. Ese día se dio a conocer el fixture del torneo 2015 de la Primera B Nacional. Ahí quedó asentado que Atlético Paraná y Patronato se iban a cruzar por primera vez en la temporada en el cierre de la primera rueda. Parecía lejano ese encuentro, pero hubo condimentos que fueron alimentando la larga previa.
Comenzó a tomar temperaturas en las últimas horas de 2014. Solo restaba la rúbrica de su contrato para que Marcos Quiroga se transforme en refuerzo del Decano. Seducido por una oferta salarial superior, por un desafío más ambicioso y por volver a ser dirigido por un viejo conocido, el mediocampista decidió cruzar la vereda para calzarse la Rojinegra.
Esto no fue bien digerido por el entrenador del Gato, Edgardo Cervilla, quien manifestó públicamente su malestar. Pero rápidamente orientó su mirada al armado del plantel y la planificación de la primera experiencia del elenco de barrio San Martín en la segunda categoría del fútbol argentino.

De todos modos, el clásico siempre estuvo presente en la mirada del DT Decano. Quedó en evidencia cuando sus dirigidos comenzaron a acumular amonestaciones para llegar limpios al choque más esperado. Estaba más que claro que, para el Universo Rojiblanco, no se trataba de un partido más.
En barrio Villa Sarmiento esta postura fue diferente. Solamente Lautaro Geminiani fue quien adoptó la misma postura para no arriesgar su presencia en el clásico. Carlos Quintana y Matías Quiroga, dos de los integrantes de la columna vertebral, se mantuvieron al margen. Decidieron correr peligro hasta último momento. Entendieron que, más allá de tratarse de un partido importante, no era un paso más hacia la meta final.
Protagonistas
Los dos llegan a este desafío en un gran momento. El Gato, anfitrión de esta fiesta, es la gran revelación del certamen. Con la base del plantel que viene jugando desde el Argentino B se propuso luchar para conservar la plaza en la divisional. La realidad no solo lo ubica fuera de los puestos de descenso, sino que lo encuentra en puestos de clasificación al reducido por el segundo ascenso.

Paraná llega con el mejor semblante. En su última presentación pudo frenar una serie de tres derrotas seguidas en fila fuera de casa. Lo hizo al sorprender a Central Córdoba de Santiago del Estero, elenco que venía de celebrar cinco victorias seguidas ante su gente.
Patronato finalizó masticando bronca en la jornada pasada. Perdió en el Grella ante Juventud Unida de Gualeguaychú. El Rojinegro hizo los méritos para abrazarse con un nuevo éxito, pero chocó con la figura de Martín Perelman, el uno del León, y pagó caro dos errores en el retroceso que fue bien capitalizado por el elenco del sur entrerriano.
De todos modos, este traspié no empaña para nada la gran campaña del elenco dirigido por Iván Delfino. En este proceso el Santo encontró la regularidad que se le negó en años anteriores. Por eso es uno de los grandes candidatos a abandonar la categoría para ingresar en la elite.

Con variantes
Paraná contará esta tarde con los regresos de Martín Galli, Diego Reynoso y Enzo Noir, quienes cumplieron su fecha de suspensión en la jornada pasada. La Garza ingresará por Milton Álvez y el Mudo lo hará por Ricardo Stechina. Entre Gonzalo Cozzoni y Lisandro Alzugaray saldrá quien será le deje su lugar al goleador del Gato. Si el DT opta por relegar del equipo al rosarino, el dueño de casa modificará el 4-4-2 por primera vez en la temporada y sorprenderá con un ambicioso 4-3-3.

Por su parte, Patronato contará con el retorno de Lautaro Geminiani. Luego de purgar su sanción, el jugador surgido de la cantera Santa ingresará por Gabriel Graciani, expulsado en el último juego. Además, Marcos Minetti suplantará al lesionado Marcelo Guzmán. De esta manera, volverá a jugar como mediocampista central después de mucho tiempo. Mientras que Lucas Márquez reemplazará a Leandro Becerra. La presencia de Rafa obligará el adelantamiento de Diego Martínez al sector de volantes. Ya está todo dicho, ahora solo resta que empiece a rodar la pelota para disfrutar del clásico.

El árbitro
Saúl Laverni, el juez designado. Para el encuentro entre Atlético Paraná-Patronato se designó a Saúl Laverni como juez principal. En lo que va de la temporada, el rosarino arbitró en una ocasión a cada uno. Al Decano, en calidad de visitante lo arbitró en la fecha 12 cuando venció por la mínima diferencia a Unión de Mar del Plata. En tanto que en el capítulo 18 estuvo controlando las acciones de la confrontación en la que el Rojinegro, actuando en el Grella, superó a Guaraní Antonio Franco por 1 a 0.

 

Comentarios