Pais
Viernes 02 de Enero de 2015

Un chico murió al explotarle una cañita voladora en la cara

Sucedió en la localidad de Lisandro Olmos, provincia de Buenos Aires. Un adolescente de 16 años perdió la vida debido a la explosión prematura del fuego de artificio durante la tradicional quema de muñecos.

Un adolescente de 16 años murió cuando manipulaba pirotecnia al momento de proceder a la quema del tradicional muñeco de fin de año en la localidad de Olmos, partido de La Plata, informaron fuentes policiales.

El hecho ocurrió en las primeras horas de la madrugada del jueves, cuando el menor se disponía a prender una cañita voladora y ésta le explotó prematuramente en el rostro.

El adolescente se encontraba junto a su hermano y unas cincuenta personas en la calle 203 y 42 esperando la hora para proceder con la popular tradición platense.

Según informaron los voceros, el menor fue trasladado rápidamente a un centro asistencial, pero debido al grave estado en que se encontraba los médicos no pudieron hacer nada para salvar su vida.

De acuerdo a la información brindada por la cartera sanitaria bonaerense, por lesiones derivadas del uso de pirotecnia 25 personas debieron ser asistidas durante la primera madrugada del año en los principales hospitales públicos bonaerenses.

Según detallan, ingresaron 10 pacientes al hospital Ludovica de La Plata, 3 al Cordero de San Fernando y 1 al Simplemente Evita, de La Matanza.

En tanto, por lesiones oculares 7 personas fueron asistidas en la guardia oftalmológica del hospital Rossi de La Plata y 2 en el Cordero de San Fernando.

Otras dos personas recibieron atención por quemaduras, una en el hospital Ludovica y otra en el Simplemente Evita, detalla el informe de la cartera sanitaria bonaerense. Télam

Comentarios