Atentado terrorista
Domingo 01 de Enero de 2017

Un atentado en boliche Estambul dejó un saldo de 39 muertos y 65 heridos

Un atacante disfrazado de Papá Noel irrumpió a tiros durante la celebración del Año Nuevo en una de las mayores discotecas de la ciudad.

Al menos 39 personas murieron, entre ellas 16 extranjeros, y 65 resultaron heridas cuando un atacante irrumpió a tiros durante la celebración del Año Nuevo en una de las mayores discotecas de Estambul, informó el ministro turco del Interior, Süleyman Soylu.
"Es un ataque terrorista", afirmó el gobernador de la ciudad, Vasip Sahin. "Es un atentado insidioso y traidor contra nuestra Turquía, nuestra paz, nuestra libertad, nuestra unidad, nuestra fraternidad y contra todos nosotros", añadió el ministro de Justicia, Bekir Bozdag.
Según la agencia estatal de noticias Anadolu, la masacre fue causada por un hombre que entró vestido de Papá Noel en el club Reina de la ciudad, a orillas del Bósforo, tras matar a un policía y un civil para poder acceder. De acuerdo al ministro del Interior, las fuerzas de seguridad continúan hoy buscándolo.
La agencia de noticias DHA señaló que en el momento de la matanza había entre 700 y 800 personas celebrando el Año Nuevo en la discoteca. Algunas saltaron a las gélidas aguas del Bósforo huyendo de los disparos, informan testigos. Anteriormente, esta misma agencia había informado de dos atacantes.
Por el momento han sido identificadas 20 víctimas, de las que 15 son extranjeros y 5 turcos, dijo el ministro del Interior Soylu. El Gobierno estadounidense calificó lo ocurrido de un acto cruel que sólo subraya la brutalidad de los agresores.
"Reafirmamos el apoyo de Estados Unidos a Turquía, nuestra aliada en la OTAN, en nuestra determinación común de combatir y derrotar todos los tipos de terrorismo", dijo el portavoz del Consejo Nacional de Seguridad, Ned Price. El presidente, Barack Obama, ofreció ayuda a las autoridades turcas, informó la Casa Blanca.
"2017 arranca con un atentado en Estambul. Nuestros pensamientos están con las víctimas y sus familiares. Seguimos trabajando para evitar que se produzcan este tipo de tragedias", escribió en Twitter la Alta Representante de la UE para Política Exterior, Federica Mogherini.
Las autoridades turcas habían desplegado a 17.000 policías en Estambul por miedo a un posible atentado, informan medios locales. No obstante, los esfuerzos de seguridad se habían centrado en la plaza Taksim y la avenida Istiklal Caddesi, una popular zona de ocio nocturno.
Según el diario "Hürriyet", el sábado habían sido detenidos ocho combatientes de la milicia Estado Islámico que tenían intención de atentar en la capital, Ankara.

Comentarios