Pais
Martes 14 de Julio de 2015

Tiene 5 años y pesa más de 100 kilos

Su madre pide ayuda, pero asume su responsabilidad "si se llegó a esta situaciòn, es por descuido mío". Permanecerá internado para tratar su enfermedad, que afecta a más de 42 millones de niños en todo el mundo. 


En la mañana de este martes se conoció el caso de Mateo, un nene santafesino de 5 años, oriundo de la ciudad de Reconquista,  que pesa 116 kilos y está internado en el hospital de Niños Orlando Alassia, donde está siendo tratado por obesidad mórbida. El nene ya había sido tratado en el Iturraspe pero luego dejaron el lugar de manera voluntaria.

Esta enfermedad, característica de este siglo y que pone en riesgo el bienestar y la salud pudiendo llevar a la muerte a cualquier paciente, afecta a muchas personas y debe ser tratada.

Según manifestó a los micrófonos de LT10, Silvia, la mamá del nene “Mi hijo tiene obesidad mórbida y se llegó a esta situación por descuido mío. En mi casa se come en exceso. Yo tengo seis hijos y todos son gorditos”.

Por su parte, el doctor Osvaldo González Carrillo, director del nosocomio en donde se encuentra internado el menor explicó que “La obesidad es la gran epidemia de este siglo y debe ser una enfermedad que debe ser tenida en cuenta. Esta traer consigo muchísimos trastornos y el de Mateo es un caso extremo. Este niño tiene problemas de movilidad”.

“Si bien llegan muchos casos ninguno así al nosocomio, es más, te diría que llegan más casos de obesidad que de desnutrición, la sociedad tiene responsabilidad en estos casos por no alertar cuando está ocurriendo. Este chico ya había estado internado hace un tiempo en el Hospital Iturraspe. Allí le hicieron estudios pero luego, se fueron por alta voluntaria”, continuó el director del Alassia.

Finalmente remarcó que “El peso normal de un chico de 5 años es 20 kilogramos. Aquí hay un problema familiar porque todos tienen exceso de peso. Probablemente, ellos no se den cuenta de la situación y lo vean como natural”.

La obesidad infantil, según la OMS
  • En todo el mundo, el número de lactantes y niños pequeños (de 0 a 5 años) que padecen sobrepeso u obesidad aumentó de 32 millones en 1990 a 42 millones en 2013. Sólo en la Región de África de la OMS, el número de niños con sobrepeso u obesidad aumentó de 4 a 9 millones en el mismo período.
  • En los países en desarrollo con economías emergentes (clasificados por el Banco Mundial como países de ingresos bajos y medianos) la prevalencia de sobrepeso y obesidad infantil entre los niños en edad preescolar supera el 30%.
  • Si se mantienen las tendencias actuales, el número de lactantes y niños pequeños con sobrepeso aumentará a 70 millones para 2025.
  • Sin intervención, los lactantes y los niños pequeños obesos se mantendrán obesos durante la infancia, la adolescencia y la edad adulta.
  • La obesidad infantil está asociada a una amplia gama de complicaciones de salud graves y a un creciente riesgo de contraer enfermedades prematuramente, entre ellas, diabetes y cardiopatías.
  • La lactancia materna exclusiva desde el nacimiento hasta los seis meses de edad es un medio importante para ayudar a impedir que los lactantes se vuelvan obesos.

Comentarios