Mundo
Jueves 17 de Diciembre de 2015

Sobrevivió 13 meses en alta mar y lo acusan de haberse comido a su compañero

José Salvador Alvarenga realizó una travesía de pesca en noviembre de 2012. Con él viajaba un muchacho de 22 años, cuyos familiares aseguran que Alvarenga lo comió para poder sobrevivir.

Un pescador salvadoreño que sobrevivió 13 meses en alta mar fue demandado por los familiares de un hombre que viajaba con él acusándolo de haberse comido al compañero para poder sobrevivir.

Salvador Alvarenga, de 36 años, había conocido a Ezequiel Córdoba, de 22, y le había ofrecido dinero para que lo acompañara un par de días a un raid de pesca por las costas de México en noviembre de 2012.

Sin embargo, los hombres no pudieron controlar el barco debido a una fuerte tormenta, y terminaron muy lejos de la costa, mar adentro, a la deriva.

Durante avrias jornadas se alimentaron de peces, aves y bebieron sangre de tortuga y orina. Pero solamente Salvador consiguió sobrevivir. En su lecho de muerte, Ezequiel le hizo prometer que conservara su cuerpo para entregárselo a su madre y poder explicarle qué había pasado. Alvarenga navegó seis días con los restos mortales del joven, hasta que decidió arrojarlos por la borda.

Meses más trade decidió contar su historia en un libro. Sin embargo, jamás pensó que los familiares de Córdoba lo iban a acusar de haberse comido al joven para poder sobrevivir y lo demandaron por un millon de dólares.

El abogado del demandado, Ricardo Cucalón, aseguró que Alvarenga no se comió el cuerpo del joven y contraatacó acusando a la familia de Córdoba de querer quedarse con las regalías del libro de Salvador.

"Creo que esta demanda es parte de la presión de esta familia para dividir los ingresos de los derechos de autor. Muchos creen que el libro está haciendo a mi cliente rico, pero lo que va a ganar es mucho menos de lo que la gente piensa", explicó Cucalón.

 

Comentarios