Realeza
Sábado 20 de Mayo de 2017

Pippa Middleton, la cuñada del príncipe William, se casó con un financista

El evento social del año, Middleton de 33 años eligió la capilla de St. Mark, ubicada en un pequeño y pintoresco templo de la localidad de Englefield, al sur de Inglaterra

Pippa Middleton, hermana de Kate Middleton y cuñada del príncipe William, se casó con el financista James Matthews en una ceremonia privada en una capilla inglesa del siglo XII.

Rodeada de la realeza británica, en una pintoresca iglesia del sur de Inglaterra y con la presencia de figuras públicas como Roger Federer, Pippa Middleton, la hermana de la duquesa de Cambridge, se casó esta mañana con el financiero James Matthews. Ante las miradas de millones de curiosos, que en Europa siguen la boda a través de redes sociales y canales de televisión, la boda es considerada el "evento social del año" en el Reino Unido.
Pippa1 (2).jpeg


Philippa Charlotte Middleton, de 33 años, conocida popularmente como "Pippa", es la cuñada del príncipe Guillermo (nieto de la Reina Isabel II), quien está casado con su hermana mayor, Catalina, la duquesa de Cambridge. Esta mañana, en una capilla del siglo XII en la localidad de Englefield, dio el sí frente a familiares de la realeza y famosos.


Matthews, su flamante esposo, fue educado en el exclusivo colegio privado de Eton, igual que los príncipes Guillermo y Enrique, y procede de una familia acomodada, con intereses hoteleros en el Caribe.


La novia vistió un elegante vestido en color marfil del diseñador británico Giles Deacon, realizado en encaje con un ligero escote en la espalda y entallado en la cintura, que acompañó con velo en tul y una tiara. También usó zapatos de seda del español Manolo Blahnik.


Pippa1 (1).jpeg


La novia, muy sonriente, llegó al templo en un coche descapotable, acompañada de su padre, Michael Middleton, mientras les esperaban los hijos de los duques de Cambridge, el príncipe Jorge, de casi cuatro años, y la princesa Charlotte, de dos.


Los chicos estaban vestidos en colores marfil y dorado sobrio, y acapararon la atención de los invitados. La duquesa de Cambridge, Catalina, llevaba un vestido rosado.


En un día ligeramente soleado aunque con amenaza de lluvia, la localidad de Englefield, ubicada en el condado de Berkshire, a las afueras de Londres, atrajo la atención de lugareños y seguidores de la familia real, que viajaron desde varios puntos del Reino Unido para ver a Pippa Middleton y a los duques de Cambridge.


La expectativa de los cholulos que se acercaron a la boda era ver a Meghan Markle, la actriz y novia del príncipe Enrique (conocido como Harry), famosa en Inglaterra por la serie "Suits", aunque no fue vista entre los invitados.


Tras el casamiento, los novios y los invitados fueron a una recepción en los jardines de la casa de los padres de Pippa, en Bucklebury.

Pippa.jpg


Sin una profesión concreta, Pippa se convirtió en una celebridad tras la boda de su hermana, la duquesa de Cambridge, con el príncipe Guillermo -segundo en la línea de sucesión a la corona-, en abril de 2011, al lucir un elegante vestido de seda en color marfil que le marcaba particularmente la falda por detrás.


Desde entonces, empezó a aparecer en las revistas cada vez que asistía a un evento social mientras su vida sentimental era seguida con atención por los medios de comunicación.

Comentarios