Ovacion
Jueves 19 de Febrero de 2015

Se recuperó, volvió y ahora va por todo

Beach volley: La nogoyaense arrancó una temporada clave. Gallay tiene varias metas para 2015. La principal es clasificar a Río 2016. Mientras tanto suma podios sudamericanos.   

Prácticamente no desarmó el equipaje. El lunes a última hora llegó a su casa en Mar del Plata tras haber competido en Chile y anoche partió rumbo a Venezuela. En tierras trasandinas obtuvo, junto a su compañera de dupla, el primer puesto por la tercera fecha del Circuito Sudamericano. Este fin de semana irá por más. De todas maneras la mente de la nogoyaense Ana Gallay está puesta en el Circuito Mundial y la clasificación a los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro. Nada más y nada menos.


El arranque de la temporada la tuvo ausente por un tiempo. Un lesión en una de sus piernas la obligó a frenar. Ya recuperada defendió los colores nacionales junto a la santafesina Georgina Klug y en Chile le dieron el primer título sudamericano del año a la Selección.  


En la primera fecha Argentina no se presentó. La segunda fue en Montevideo y allí Klug-Zonta lograron el segundo puesto (Ana estaba lesionada). Con el primer puesto en Chile la Selección femenina se ubica cuarta: “Tenemos que entrar entre las cinco primeras para clasificar al Mundial. Si este fin de semana nos va bien ya nos podemos asegurar eso y con Geo nos dedicaríamos a entrenar fuerte ya sin competir por ese circuito”, explicó Gallay.


El Sudamericano no es el objetivo primordial de Ana: “Con Geo este año estamos enfocadas al Circuito Mundial, al Panamericano y al Mundial que será en Holanda en julio”.


Todo ello apunta a una sola cosa: “Aspiramos a lograr la clasificación olímpica por medio del Circuito Mundial. Es difícil porque tenemos que terminar entre las 16 mejores parejas. Esa es una alternativa, la otra es por Continental Cup que fue la manera en la que clasificamos a Londres 2012”.  


En la Continental Cup Argentina está primera en su zona y junto con Chile, Brasil y Venezuela ya ingresaron a la fase final que será a mediados de 2016. De todas maneras Gallay subrayó la importancia de lograr la clasificación a través del Circuito Mundial: “Estar entre las 16 mejores implica un montón de beneficios. Significa que estás a otro nivel. Además podríamos estar segundas de zona en los Juegos y tener cruces más accesibles”, explicó.  


En 2014 Gallay y Klug compitieron en 15 fechas del Circuito Mundial, más 10 del Sudamericano. Este año esperan concretar la misma cantidad de presentaciones mundiales, aunque reemplazarán la competencia sudamericana por un mayor entrenamiento: “Gracias al apoyo del Enard y de la Secretaría de Deportes de Nación, como así también de una empresa de Nogoyá que me acompaña siempre, podemos aspirar a eso. Hay que tener en cuenta que vamos a estar cerca de tres meses fuera del país compitiendo”. El Circuito comenzará en abril en China.


Sin dudas esta será una temporada clave para Gallay. Tiene metas importantes por delante y eso la llena de entusiasmo: “Este es un año repleto de objetivos y eso en realidad es lo que más motiva. Entrenar duro por esos objetivos es lo mejor. Nosotras mismas nos metemos esa presión y eso me encanta”, sentenció.

 

 

Comentarios