Ovacion
Viernes 20 de Febrero de 2015

San Lorenzo fue una ráfaga de contundencia y se lo dio vuelta a Danubio

Con goles de Matos y Cetto, ambos sobre el final del partido, el equipo de Bauza derrotó 2 a 1 a Danubio en Montevideo. Castro había abierto el marcador en la primera etapa.

El conjunto local se puso en ventaja con el gol del delantero Matías Castro (10m. PT), pero el equipo de Boedo lo dio vuelta con los tantos del atacante Mauro Matos (40m. ST) y el zaguero central Mauro Cetto (42m. ST).



San Lorenzo, con la victoria, quedó primero junto a Corinthians, que anoche superó de local a San Pablo por 2-0.



Los primeros 45 minutos mostraron a dos equipos ambiciosos pese a jugar con dibujos tácticos distintos, pero Danubio fue más profundo.


El conjunto que dirige Leonardo Ramos, ex Vélez Sarsfield, Estudiantes de La Plata, Banfield y River Plate, le puso vértigo al ataque, con un Castro movedizo e incisivo, y sacó ventajas de la endeble defensa de San Lorenzo.



A los 3 minutos avisó Leandro Sosa con un tiro libre que exigió a Sebastián Torrico y a los 10 Castro anotó el 1-0, tras capitalizar una serie de errores del fondo del conjunto que conduce Edgardo Bauza, para Danubio, que apostó a un 4-4-2.



Luego, San Lorenzo, con su clásico 4-2-3-1, trató de nivelar el desarrollo del juego, por momentos lo logró, pero tuvo poco peso en ataque.


Es que Héctor Villalba, Sebastián Blanco y Leandro Romagnoli, los tres volantes ofensivos, no incidieron en el juego y Mauro Matos, el único delantero, quedó aislado.


Pese a eso, San Lorenzo tuvo el empate en los pies de Romagnoli, a los 13 minutos, pero el arquero Franco Torgnascioli evitó la caída de su arco.



Pero por la mencionada fragilidad defensiva también pudo haber sufrido otro gol de Castro, a los 29 minutos, aunque esta vez respondió bien Torrico.



El segundo tiempo mostró a un San Lorenzo más adelantado en el campo de juego, aunque sin ideas, pero los cambios que introdujo Bauza (Martín Cauteruccio por Villalba, Pablo Barrientos por Juan Mercier y Franco Mussis por Romagnoli) mejoraron el funcionamiento de su equipo, que en el cuarto de hora final justificó el triunfo.


Es que Danubio, con la ventaja, cambió su actitud y juego, y pese a que tuvo alguna que otra oportunidad de contraataque, pagó con la derrota su retroceso.



Torgnascioli, a los 33 minutos, le sacó un remate bárbaro a Mussis; Blanco, a los 37, definió mal en un mano a mano; Cauteruccio, a los 38 y 39, desperdició dos ocasiones claras; hasta que Matos, a los 40, puso el 1-1, y Cetto, de cabeza, a los 42, el 2-1 final.


San Lorenzo, que saldó su asignatura pendiente cuando conquistó en agosto del año pasado por primera vez la Libertadores luego de superar a Nacional, de Paraguay, en la final, ya no es el mismo en el juego, aunque parece que aún mantiene el fuego sagrado, al menos por lo que mostró en los últimos 15 minutos.


 

Fuente: Télam

Comentarios