Ovacion
Sábado 23 de Abril de 2016

Salas se regala una vuelta más

A los 41 años y ya retirado del ciclismo profesional el paranaense correrá la segunda edición del Gran Fondo de Buenos Aires. Luciano Donda lo acompaña.

Andrés Martino/Ovación
amartino@uno.com.ar

Ya pasaron un poco más de 10 años desde su retiro oficial del ciclismo profesional, pero ahora, a los 41 años, le picó nuevamente el bichito y el paranaense Gonzalo Salas se regalará una competencia más. Será, en compañía de Luciano Donda, en la segunda edición del Gran Fondo de Buenos Aires, una competencia que organiza el italiano Mario Cipollini, quien fuera en su momento el Lionel Messi de esta disciplina.
—¿Es un regalo para los 41?
—Sí. Es un regalo, es una nueva aventura, una última aventura tal vez. La verdad no sé, pero lo importante en este caso sería disfrutarlo y tratar de vivirlo bien desde adentro y por sobre todas las cosas pasarla bien.
—¿Por qué elegiste esta prueba para este regalo?
—Es más que nada por la prueba en sí. Siempre soñaba con las carreras grandes, las más numerosas, las mejores organizadas y en este caso la prueba recorre la ciudad de Buenos Aires casi por completo. Son 100 kilómetros rápidos con el tráfico restringido, entonces la carrera toma otro color. Y qué mejor pelotón que el de 800 personas, desde los mejores hasta los principiantes. Están todos.
—¿Quién la organiza?
—El italiano que viene como promotor del evento se llama Mario Cipollini.
—Fue un crack.
—Sí fue un crack, fue el Messi del ciclismo en la década del 90 y en 2000. Un corredor que definía las competencias. Un sprinter se llama. Ganó muchas etapas del Tour de Francia, Vuelta de España y Giro de Italia además de ser campeón del mundo.
—¿Lo viste correr alguna vez?
—Lo vi en una Vuelta a España. Él corriendo y yo de espectador en ese caso. Lo vi de cerca cuando él tenía 28 o 30 años.
—¿Sale foto me imagino?
—Sí, seguramente sale foto.
—¿Hay nervios o alegría o una mezcla?
—Es una buena pregunta porque  en realidad sí me volvieron los nervios. Estuve entrenando para el Medio Iron man y corrí, todo me salió bien y estoy contento por el resultado, pero no recuerdo haber tenido nervios en la previa a la competencia. En cambio en este caso sí juegan otras cosas. Uno es como que vuelve a su deporte de origen y tiende a tener nervios y a sentirse más ansioso.
—¿Cómo querés que termine esta historia?
—Esta historia me gustaría que termine pasándola bien por sobre todas las cosas y agradeciendo al compañero que estará a mi lado en la carrera y que es de acá y me hace el aguante. Pero, por sobre todas las cosas, con un buen recuerdo, con una buena experiencia, una vivencia más porque de eso se trata, mezclar el deporte con experiencias como estas, que son las que quedan a futuro.

Comentarios