La Provincia
Lunes 23 de Mayo de 2016

Represión 2001: hubo tres muertos y sólo un solo condenado en Paraná

En la capital entrerriana, la represión policial fue sangrienta y se llevó la vida de tres personas, dos de ellas menores: Eloísa Paniagua, Romina Iturain y José Daniel Rodríguez. Solamente en un caso se condenó al autor material.

Esta tarde se conocieron las condenas para el secretario de Seguridad y el jefe de la Policía de Fernando de la Rúa, involucrados en la represión y la muerte de 5 personas en plaza de mayo, en los hechos trágicos de 2001.
A pesar de que el 20 de diciembre hubo tres muertos en Paraná, solamente en un caso se condenó al autor material. Se trata del cabo Silvio Martínez, quien disparó con su pistola 9 milímetros contra Romina Paniagua, la joven de 13 años que fue a pedir comida a un supermercado, luego de que en una radio anunciaran que en esa sucursal de calle San Juan se iba a repartir mercadería entre la gente. 

El entonces jefe de la fuerza, Victoriano Ojeda, había dicho que a Martínez se le cayó el arma y se disparó accidentalmente.

El cabo fue sentenciado en mayo de 2003 a la pena de 10 años de prisión. Estuvo alojado en la Unidad Penal Nº 1, pero en 2009 se acogió al beneficio de la libertad condicional.

Los restantes casos siguen impunes y no hubo condena de los responsables políticos. En esa fecha Sergio Montiel, quien falleció en 2011, gobernaba la provincia.

Eloísa Paniagua tenía 13 años y había ido a pedir comida a distintos supermercados junto a sus hermanos, y recibió un balazo por parte de un efectivo policial, el cabo Silvio Martínez, en una corrida que provocaron las fuerzas de seguridad, arrinconando a los manifestantes en el Parque Berduc. El autor del disparo fue condenado por el hecho y salió de la cárcel en 2009, gozando del beneficio de la libertad condicional. Fue el único que enfrentó a la Justicia por las muertes de 2001.

Romina Iturain estaba de visita en la casa de una prima que vivía cerca del supermercado Wal Mart. A ese lugar llegó un grupo de personas que venía de reclamar en la puerta del comercio y comenzó a ser seguida por la Policía. Estando dentro del domicilio, una bala la alcanzó. Los efectivos policiales se negaron a llamar a una ambulancia, desatendiendo el reclamo de su primo, y cuando la atención médica finalmente llegó, fue tarde: la joven de 15 años murió antes de llegar al Hospital San Martín.

José Daniel Rodríguez  25 años, militante de la Corriente Clasista y Combativa (CCC).  salió de su casa la noche del 21 de diciembre de 2001 y ya no volvió. Estuvo algunos días desaparecido y posteriormente su cadáver fue encontrado detrás del Wal Mart, debajo de unos neumáticos, golpeado y quemado.Su cuerpo apareció en el Parque Nuevo, días después de los hechos. Se determinó que el joven había muerto el 19 de diciembre. Aunque su muerte quedó impune, la vinculación con la represión desatada por aquellos días fue evidente

Comentarios