Espectaculos
Jueves 04 de Junio de 2015

Remanente de invierno, estreno para un frío que no quiere llegar

La obra de Rafael Spregelburd se verá los sábados de junio en Metamorfosis. Dirige Jesús Fercher

Los sábados 6, 13, 20 y 27 de junio, se podrá ver una obra novedosa para el público de Paraná: Remanente de invierno, de Rafael Spregelburd. Bajo la dirección de Jesús Fercher, la obra podrá verse a las 21, en Sala Metamorfosis/ Callejón de los Sueños (Alameda de la Federación 453).

Se trata de una puesta plagada de ironía y humor absurdo, con exceso de electrodomésticos; una niña con un lenguaje trastocado; locutores que insisten en vender un remanente de productos invernales; con una televisión omnipresente que invade hogares. Atrapada en un conflicto permanente, Silvita, una niña-mujer, atraviesa situaciones absurdas y morbosas en lucha  constante con su padre, madre y personajes ajenos a su entorno en busca de su identidad.

“La obra está escrita en clave del absurdo, es muy disparatada. Se juega mucho con el lenguaje, la palabra. Fue escrita en los años 90, plena época menemista y neoliberal, y ahí se reflejan los síntomas del consumismo, la televisión, la expansión de la internet. Habla de una familia que ha sido trastornada por todo esto que ha entrado en la sociedad. El personaje principal que es Silvita tiene problemas con las preposiciones, con el lenguaje, y empieza a contagiar al padre. Aparecen el electricista y el plomero que vienen a solucionar ese problema, son una especie de poetas”, resumió Fercher, en diálogo con Escenario.

En este sentido, señaló que juega mucho con la dicotomía del actor y el teatro. Por momentos se nota el actor, en otros los personajes destacan, es un constante ida y vuelta entre realidad y ficción.

Sobre el proceso creativo, el director de la puesta resaltó que “a este texto lo elegimos en base a un taller que yo venía armando desde 2013; el año pasado empezamos a leer  varios textos para trabajar una obra. Y la primer lectura de Remanente de invierno fue muy placentera, los personajes parecía que estaban ya elegidos al azar. Además, nos gustó como desafío a encarar con este grupo, que no somos todos los que llegamos al estreno, porque hubo bajas y reemplazos. Así que empezamos a ensayar la obra, llamamos a gente del grupo Metamorfosis y otros grupos; hicimos un parate y retomamos en marzo de este año, fue un trabajo arduo de casi un mes y medio de ensayo”.

Remanente de invierno supone un gran desafío porque es una obra con 20 escenas, mucho texto, y ocho personajes permanentemente en escena. Además, plantea dificultades a la hora de llevarla a escena, ya que hay que conectar y diferenciar dos universos paralelos: el de los medios y el mundo real.

“Rafael Spregelburd, el autor, escribe para teatro y televisión, da clases de dramaturgia, dirige obras.  Y tiene una poética y un estilo de teatro que normalmente no se hace ni en Paraná ni en Santa Fe”, destacó Fercher.

Y añadió que el encarar una obra de este tipo le generó muchas dudas: “Como me costaba definir si la abordábamos como un absurdo cómico o como un absurdo trágico, empecé a leer otras cosas de Spregelburd para poder encontrar alguna pista, y después me comuniqué con él, para que me diera alguna ayuda. Lo que me dijo es que tratara de que no simbolice nada, porque sino iba a ser un plomo. Ahí entonces empezamos a darle nuestra interpretación, decidí confiar en el grupo para ver cómo hacíamos en 2015, en Paraná, una obra de los 90 de un autor porteño. Se podría casi decir que es otra obra, inspirada en Remanente de invierno”.

Por otra parte, resaltó que la obra aúna criterios desde lo tocante a la dramaturgia, pasando por el vestuario, la iluminación, y la  escenografía. “Todos los integrantes del equipo fueron a los ensayos para ver cómo estábamos trabajando, y lograr que todo sea coherente, aunar el concepto de la puesta en todos sus niveles”.

Por su parte, Mariela Cecilia Yeregui, integrante del elenco, destacó: “Somos un grupo de entre 21 y 50 años, y eso también significa que tenemos historias y preocupaciones diferentes, pero así y todo estamos llegando a buen puerto con esto. Es importante para nosotros poder mostrar la obra, por lo que significó para nosotros como grupo”. 

Algunos son actores que tienen trayectoria de más de 20 años de actuación, y otros que debutarán teatralmente con esta obra. 

“Creo que es una obra viva, porque en cada ensayo los autores encontramos algo nuevo, si bien hay una directiva y una idea. Se va a ver una obra dinámica, que sucede en el momento de la puesta. Y eso requiere también de una conexión importante entre nosotros. No son textos ni acciones vacías”, añadió la actriz.

“Lo que tratamos de hacer es lograr un dinamismo en la obra, que no pase de la hora y cuarto. Fue también un desafío enlazar las escenas, cortar algunas partes que no sumaban. Pero lo que más valoro como director, más allá de las cuestiones técnicas, es poder llevar adelante un grupo humano de ocho personas”, concluyó Fercher.

Sobre Rafael Spregelburd

Comenzó sus estudios de teatro como actor, pero al poco tiempo se dedicó también a la dramaturgia. Sus obras le han valido numerosos premios locales e internacionales, entre los que cabe destacar el Tirso de Molina (España), el Casa de las Américas (Cuba), el Premio Nacional de Dramaturgia (Argentina), el Municipal (Buenos Aires), y en varias ocasiones los premios Argentores, María Guerrero, Trinidad Guevara, Clarín, Konex y Florenco Sánchez.

Entre sus maestros figuran el dramaturgo Mauricio Kartun y el director Ricardo Bartis. A partir de 1995 se dedicó también a la dirección, ocupándose de la mayoría de sus textos escritos a partir de esa fecha, y ocasionalmente de adaptaciones personales de textos de otros autores.

Es también traductor del inglés y del alemán, responsable de las traducciones argentinas de Harold Pinter, Steven Berkoff, Sarah Kane, Mark Ravenhill, Marius von Mayenburg, Reto Finger, entre otros.

Sus obras han sido estrenadas por prestigiosos directores del mundo, entre los que se cuentan Luca Ronconi, Roberto Rustioni y Manuela Cherubini (en Italia), Marcial Di Fonzo Bo (en Francia), el grupo Transquinquennal (de Bélgica), Christian von Treskow, Friederike Heller, (en Alemania) o Rafael Sanchez (en Suiza).

Ficha técnica

* Meyer: Guillermo Vesco
*Zulda: Viviana Paulinsky
*Silvita: Sandra Cortés
*Plomero: Oscar Beto Lescano
*Electricista: Roberto Fadil
*El Locutor, Miranda  del Cepo: Franco Bravo 
*La locutora, Virginia la mantecosa: Mariela Cecilia Yeregui
*Menina: Mabel Maggioni
*Fotografía:  Paola Yeregui
*Vestuario y escenografía: Andrea Fontelles
*Música original y sonidos: Gustavo Caprile   
*Diseño y operación de luces: Leandro Osorio
*Maquillaje: Sonia Martínez
*Diseño gráfico: Guillermina Chilotegui.
*Dirección General: Jesús Fercher
*Asistente de dirección: Paola Yeregui

Comentarios