La Provincia
Sábado 04 de Julio de 2015

Redengas cobrará facturas atrasadas

El procedimiento se había interrumpido por el conflicto gremial con los empleados

A través de un comunicado la empresa Redengas informó que comenzará a cobrar la facturación atrasada, que no pudo emitir el año pasado cuando estalló el conflicto gremial que mantuvo en vilo a la firma. La compañía indicó a sus usuarios que con motivo de “regularizar el proceso de facturación”, han generado la facturación de todos aquellos usuarios a los que no pudo emitir sus facturas oportunamente.

Las autoridades de Redengas dieron a conocer el mecanismo que se instrumentará a tal efecto: “La facturación se realizó a partir de las lecturas reales del medidor, respetando los períodos de facturación correspondiente según cronograma aplicado al grupo de facturación al que pertenece el suministro”.

A modo de aclaración señalan que pese a que se está facturando consumos de hace varios meses no se aplica ningún tipo de intereses o mayores costos, es decir, el usuario recibe la misma factura que debía haber recibido hace unos meses, con la diferencia que la misma tiene un vencimiento diferente al que tuvieron las facturas emitidas al resto del grupo de facturación.

Recomendaciones a usuarios

Acerca de esta situación se pronunció la titular de la Dirección de Defensa del Consumidor de Paraná, Zulma Cabrera. Para la encargada del área “la empresa no debe facturar a ningún usuario más de un bimestre. Porque el acuerdo que tenemos con la empresa, al momento de solicitar el servicio, es que estas facturas son bimestrales”. 

Conocida la medida dispuesta, ante el atraso en la facturación, desde el organismo recomendaron tomar una serie de precauciones: “Verificar bien toda facturación que le llegue, corroborar cómo está su medidor y que ante la duda consulte en la empresa, sino acercarse por nuestra oficinas con las boletas”, dijo la funcionaria a UNO. Cabrera admitió que en función de todos estos cambios “el usuario ha perdido el control; hoy le cuesta muchísimo tener el control de lo que efectivamente consumió”.

Falta de cumplimiento

Zulma Cabrera planteó que la empresa había asumido el compromiso de emitir las facturas atrasadas a fines de marzo. “El usuario no está pretendiendo no pagar, sino que le llegue en tiempo y en forma, y que le cobren lo que corresponda. Desde que comenzó el conflicto, el que estuvo en falta con el usuario fue la empresa, porque este quedó rehén”, explicó la funcionaria.  

 

Comentarios