Pais
Sábado 28 de Mayo de 2016

Recurre al "más allá" para ahuyentar a los que le toman la esquina como un basural

Un concordiense que tiene una propiedad en las inmediaciones de calle San Juan al 300 recurrió a un curioso y creativo método para evitar que sus vecinos continúen tomando la esquina pública como como depósito de basura.


Cansado de que depositen residuos y ensucien la vereda, un vecino de San Juan al 300 no tuvo más remedio que recurrir a “buenos deseos” para quienes continúen con esa práctica, lamentablemente, muy habitual en la ciudad. 

El "justiciero" anónimo colocó allí un cartel que consigna lo siguiente: “El que deposite residuos en esta esquina tendrá siete años de desgracia”.

Según cuentan quienes habitualmente transitan por allí, lo que habría motivado al hombre o mujer es que hace más de 10 meses que se robaron el contenedor de la cuadra y la gente no tuvo mejor idea que poner sus residuos en esa esquina.

Comentarios