Mundo
Miércoles 01 de Julio de 2015

Raúl Castro exige el fin del bloqueo y la devolución de Guantánamo

 El presidente cubano ratificó la decsión de su país de restablecer las relaciones diplomáticas con Estados Unidos.

El presidente de Cuba, Raúl Castro, confirmó la decisión de su país de restablecer relaciones diplomáticas con Estados Unidos y abrir embajadas, en una carta que dirigió a su par Barack Obama, pero otra declaración del Ejecutivo de la isla juzgó “imprescindible”, restablecidos los vínculos, “el levantamiento del bloqueo”. 
"Me complace dirigirme a usted para confirmar que la República de Cuba ha decidido restablecer relaciones diplomáticas con los Estados Unidos de América y abrir misiones diplomáticas permanentes en nuestros respectivos países, el 20 de julio de 2015", indica Castro en su carta.
La misiva fue entregada este miércoles por el jefe de la Sección de Intereses de Cuba en Washington, José Ramón Cabañas Rodríguez, al secretario de Estado interino Anthony Blinken, en respuesta a otro texto que el jefe de la Sección de Intereses de EEUU en La Habana, Jeffrey DeLaurentis, le había entregado al ministro interino de Relaciones Exteriores cubano, Marcelino Medina.
"La parte cubana asume esta decisión, animada por la intención recíproca de desarrollar relaciones respetuosas y de cooperación entre nuestros pueblos y gobiernos", afirmó Castro, que destacó que su país "se inspira en los principios y propósitos consagrados en la Carta de las Naciones Unidas y el Derecho Internacional" tales como la igualdad soberana, el arreglo de las controversias por medios pacíficos o abstenerse de recurrir a la amenaza o al uso de la fuerza contra la integridad territorial o la independencia política de cualquier Estado, entre otros.
Apenas rato después de que ambos países formalizaran la decisión de reabrir sus respectivas embajadas, el gobierno de la isla dio a conocer otro texto, en el que remarca que una vez restablecidos los vínculos diplomáticos con Estados Unidos, "será imprescindible el levantamiento del bloqueo, entre otros aspectos, para la normalización de las relaciones".
"No podrá haber relaciones normales entre Cuba y los Estados Unidos mientras se mantenga el bloqueo económico, comercial y financiero que se aplica con todo rigor, provoca daños y carencias al pueblo cubano, es el obstáculo principal al desarrollo de nuestra economía, constituye una violación del Derecho Internacional y afecta los intereses de todos los países, incluyendo los de los Estados Unidos", advirtió Cuba.
Firmada por el "Gobierno Revolucionario de Cuba", la declaración detalla que con la reapertura de embajadas, las dos administraciones “ratificaron la intención de desarrollar relaciones respetuosas y de cooperación entre ambos pueblos y gobiernos, basadas en los principios y propósitos consagrados en la Carta de las Naciones Unidas y el Derecho Internacional, en particular, las Convenciones de Viena sobre Relaciones Diplomáticas y Consulares".
"El Gobierno de Cuba ha tomado la decisión de restablecer las relaciones diplomáticas con los Estados Unidos en pleno ejercicio de su soberanía, invariablemente comprometido con sus ideales de independencia y justicia social, y de solidaridad con las causas justas del mundo, y en reafirmación de cada uno de los principios por los que nuestro pueblo ha derramado su sangre y corrido todos los riesgos, encabezado por el líder histórico de la Revolución, Fidel Castro Ruz", agrega el texto.
Además de pedir el fin del bloqueo, la declaración juzga “indispensable también que se devuelva el territorio ilegalmente ocupado por la Base Naval en Guantánamo, cesen las transmisiones radiales y televisivas hacia Cuba que son violatorias de las normas internacionales y lesivas a la soberanía, se eliminen los programas dirigidos a promover la subversión y la desestabilización internas, y se compense al pueblo cubano por los daños humanos y económicos provocados por las políticas de los Estados Unidos".
Considera Cuba que "habrá que construir las bases de unos vínculos que no han existido entre nuestros países en toda su historia, en particular, desde la intervención militar de los Estados Unidos, hace 117 años” en la guerra por su independencia que la isla “libró por cerca de tres décadas contra el colonialismo español".

Fuente: Télam

Comentarios