Pais
Domingo 12 de Junio de 2016

Por la falta de espacio, la gente tiene perros cada vez más chicos

En el país hay presencia de 150 razas diferentes y calculan que existen unos 70.000 canes

En Argentina, anualmente se registran 70.000 perros de más de 150 razas caninas, en un país caracterizado por la vocación y el profesionalismo de los criadores, una actividad que no es considerada de elite en el país. Los datos los aporta la Federación Cinológica Argentina (FCA), entidad fundada en 1963 “para contrarrestar el elitismo del Canning Club Argentino, donde ingresaban pocas personas”, cuenta a Télam, Néstor Frascino, director de la entidad.

En la sede porteña de la Federación, la cuidada decoración recuerda que allí los protagonistas son los perros, presentes en cuadros, estatuillas y en la tarea silenciosa de quienes tiene a su cargo garantizar la inscripción de los animales. Frascino es abogado y rememora sus inicios, en la década del 60, de su pasión canina: “Comenzamos rescatando perros de la calle con mi esposa, hasta que nos regalaron un cocker inglés dorado y comenzamos a criar”. Su historia es la de tantas personas que en Argentina se dedican a criar, sobre todo bulldog francés e inglés, ovejero alemán, schnauzer miniatura, beagle, chihuahua, caniche toy, dogo argentino, golden retriever, shar pei, yorkshire terrier y dogo de Burdeos. El listado se basa en las estadísticas de la FCA que muestra “una tendencia, en los últimos 10 años, a tener razas más chicas, tal vez porque mucha gente no tiene lugar y quiere tener un perro que lo acompañe. No olvidemos que los argentinos somos una sociedad que ama los perros”, analiza el profesional.

El nombre de la organización que tiene la función de mantener el registro genealógico de todas las razas, es esencial para encuadrar su acción. “La palabra cinología viene del griego cino, que quiere decir perro, y logía es conocimiento y filia significa amor”, explica Frascino. Él considera que los criadores locales “son natos. En otros países es un hobby de elites, de clases medias altas, de gente que solo quiere ganar dinero o exposiciones”. Insiste: “Argentina se distingue porque nos gusta criar animales. Es hermoso ganar en exposiciones, porque es una tarea que implica esfuerzo, sacrificio con sinsabores y satisfacciones. Además,es costoso porque hay que invertir en veterinario, medicación, alimentación, cuidados. Pero vale la pena”. Según los registros de la FCA hay exposiciones caninas todos los fines de semana en algún lugar el país. Este impulso generó que Argentina sea sede, en julio, de la exposición de la Sociedad de Intercambio de la Canofilia Latinoamericana, entidad cuya presidencia tiene Argentina.

“Este encuentro es técnico, de intercambio de conocimientos entre países, pero esta vez vamos a rodear la pista del concurso con actividades para toda la familia, con varias exhibiciones, concursos para chicos, charlas de educación responsable de tenencia de mascotas y habrá espacio para refugios de perros”, relata Frascino.

La FCA apoya a la ONG Proyecto Galgo Argentina, que rescata animales de esta raza, que son utilizados para carreras y muchas veces abandonados. Precisamente, la Federación lanzará este año un curso sobre tenencia responsable de perros, que se suma al que todos los años dictan sobre cinología general “que esta vez se dará on line para que participen las provincias”, adelanta el presidente de la entidad.
Otra de las opciones de capacitación que ofrece la FCA es aprender Agility, una modalidad de deporte canino “que implica una conjunción entre el animal y el hombre, ya que se lo entrena para superar distintos obstáculos”, detalla el especialista. Pero las opciones no se agotan acá, ya que existe una amplia opción de cursos de la Federación que nuclea a 56 clubes, tanto zonales, regionales como de raza.

Frascino analiza que, partir de las crisis socio-económica de 2001 “mucha gente que se quedó sin trabajo y criaba como hobby, lo tomó como fuente de ingreso. Es bueno porque aumenta la actividad y es malo porque cuando una raza se pone de moda, hay gente que en vez de criar para mejorar, cría solo para vender. Son fabricantes de raza en vez de criadores”. Otro dato interesante es que la única raza autóctona, el dogo argentino, es “sumamente exitoso en el exterior. En una exposición internacional se pueden encontrar entre 300 0 400 de ellos”, dice el hombre que ha viajado y viaja en busca de novedades.

Empresa del circo Ringling lanza app para atraer más público

Ahora que el circo Ringling Bros. Barnum & Bailey Circus ya trabaja sin sus icónicos elefantes, los directivos buscan nuevas formas de atraer a una nueva generación de audiencia más joven, muchos de los cuales están pegados a sus smartphones y pantallas.
Es por eso que Feld Entertainment, la empresa dueña del circo, está lanzando una aplicación junto con un nuevo espectáculo inspirado en el espacio.
La app permite a las personas tomarse fotografías con temáticas circenses que serán trasmitidas en vivo durante el espectáculo y pueden compartirse en redes sociales. Los usuarios también podrán encontrar juegos, comprar boletos e interactuar con artistas una vez en el estadio o la carpa. Además, podrán ganar puntos y competir contra otros usuarios.
“Tenemos que preguntarnos: ¿qué significa estar en El Show Más Grande del Planeta en 2016?”, dijo Sam Gómez, vocero de Feld en referencia al famoso eslogan del circo. “De alguna manera debe involucrar lo digital”.
Esta es la primera vez que el circo Ringling no ofrece elefantes. En mayo Fed sacó los paquidermos que todavía tenía y los envió a un centro de conservación en Florida.
El nuevo espectáculo de Ringling, llamado Fuera de Este Mundo, tiene la acostumbrada formación de acróbatas, payasos y algunos animales, incluyendo gatos grandes, caballos y perros.
Una atracción especial y que es nueva es que habrá patinadores en hielo; incluso los motociclistas harán algunas acrobacias en el piso congelado.
El nuevo espectáculo se estrena en el Staples Center de Los Ángeles el 14 de julio.

Comentarios