Entre Rios| Jueves 17.04.2014 clima T 17°C H 84%
Uno Entre Rios

Policiales

Miércoles, 23 de mayo de 2012

Crimen del albañil: la madre de los detenidos criticó a la víctima

Susana Largheri alertó que sus hijos no son “trigo limpio”, lo mismo que la persona que murió a causa de los golpes. Por el hecho tres jóvenes fueron detenidos, pero la mujer dice que fue en legítima defensa.

“Quiero ser justa”. La mujer admitió los problemas de sus hijos, pero “sin olvidar que la víctima era violenta”. “Quiero ser justa”. La mujer admitió los problemas de sus hijos, pero “sin olvidar que la víctima era violenta”.

Una madre siempre defenderá a sus hijos, aunque puedan estar detenidos acusados de un homicidio. En esta oportunidad, Susana Largheri defendió la inocencia de los acusados al marcar que si bien “no son trigo limpio, la víctima no era un angelito”. La mujer entendió que el hecho cabría una legítima defensa.

 

La mujer llegó hasta UNO para aclarar desde su punto de vista que en la información que daba cuenta del crimen del albañil Marcelo Martínez, había datos que no se habían mencionado.


El hombre, de 37 años, fue brutalmente golpeado y tras estar 10 días internado en Terapia Intensiva murió frente a las graves lesiones. El personal de la División de Homicidios detuvo a tres jóvenes hermanos: Jonatan Andino; Alexis Andino y Maximiliano Pérez.


La mujer que es tarjetera al igual que sus hijos, admitió que “el incidente y la gresca ocurrió, pero hay una gran diferencia, ya que Jonatan fue atacado por Martínez, por lo que no tuvo otra acción que defenderse”.


“Debe saber la gente que Martínez no era trigo limpio, y él junto a otras personas le prendieron fuego la casa a uno de mis hijos”.


A su entender: “Martínez cuando los buscó, los atacó con una cuchilla y ahí hubo una defensa de parte de mis hijos, que tienen también sus cosas con la Justicia”.

 

La madre aseguró que el personal de la comisaría novena sabe estas situaciones, pero “nada hacen para ayudar a hacer justicia, por el contrario, toman decisiones que afectan a las buenas personas”.

 

La tarjetera contó que por la violencia que hay en el barrio Santa Rita debió irse, ya que los familiares de la víctima los agredieron.

 

Balaceras y huida
Largheri confió a UNO que por los constantes hechos de violencia, ella y su familia se tuvieron que ir de su casa en el barrio Santa Rita.

 

“Tuve que vender mi casa en 5.000 pesos, porque nos cansaron las balaceras y las constantes amenazas de Martínez, y luego de sus familiares”, resaltó la mujer, que busca estar un poco más tranquila esperando que se resuelva la situación procesal de los tres detenidos en la Alcaidía de Tribunales.

 

La mujer negó que Martínez haya sido atacado con un caño de escape, dando crédito a que todo se trató de una legítima defensa.

 

La madre alertó que los autores de la violencia posterior a la muerte del albañil son los sobrinos.

unoentrerios.com.ar