Accidente vial
Viernes 19 de Agosto de 2016

Pintarán sendas y pondrán reductores en Paraná

Demarcarán calles de mayor circulación y las que fueron mejoradas. Iniciarán la colocación de bloques de PVC

Para mejorar y garantizar la seguridad vial de automovilistas y peatones, el municipio de Paraná lleva adelante un amplio operativo de intervenciones. Desde el área de Señalización de la comuna se trabaja en tres turnos para atender las prioridades y demandas.

La demarcación horizontal de las calles de Paraná es ejecutada por personal municipal, y abarca tanto tareas de mantenimiento y repintado de calles como la nueva señalización de sendas peatonales, carriles en arterias y corredores viales reconstruidos.

Al respecto, el director de Señalización Vial de la Municipalidad, Paolo Zitelli, informó que agentes de la repartición iniciaron el pintado de sendas en Cinco Esquinas. "Estos trabajos de repintado fueron un pedido urgente, teniendo en cuenta el gran movimiento de esa zona, para brindar mayor seguridad", explicó el funcionario.

Concluida esa labor, se retomará la demarcación de sendas peatonales y carriles de circulación que ya se había iniciado en avenida Don Bosco, entre Circunvalación y Blas Parera, donde ya se concretó el ensanche.

Del mismo modo, está planificada la continuidad de estas acciones en José Rondeau, Garrigó y Ayacucho, entre otros. "A medida que se van reparando las calles, se procede a encarar las acciones de señalización horizontal pertinentes", indicó Zitelli.

En aquellos sectores con mayor densidad vehicular –como en Cinco Esquinas–, la tarea se realiza en horario nocturno para evitar inconvenientes en el tránsito.

Por otra parte y para prevenir riesgos frente a la circulación de vehículos a alta velocidad, y conforme a lo que estipulan la Ley Nacional de Tránsito y las recomendaciones de los organismos técnicos como Vialidad Nacional, la Municipalidad iniciará un proceso de colocación de nuevos reductores de velocidad.

La tarea estará a cargo de una cuadrilla de la Subsecretaría de Infraestructura Urbana especialmente asignada que se encargará del trabajo los sábados. Luego de cumplir con los procesos administrativos de compra correspondientes, la Municipalidad recibió la semana pasada, el taladro rotopercutor, equipamiento que permitirá hacer la colocación de los distintos dispositivos de PVC en las calles, cuyo stock ya está en los depósitos de la ciudad.

La planificación de ubicación de reductores de velocidad es una tarea en la que participan tanto el área de Infraestructura Urbana, como Tránsito municipal. Ambas dependencias evalúan factibilidad, condiciones y necesidades frente a las demandas de comisiones vecinales, establecimientos educativos, centros de salud y entidades deportivas.

Comentarios