Combustibles
Viernes 13 de Enero de 2017

Pese a las subas de naftas, cada vez hay menos autos con GNC

Los combustibles aumentaron el 40% con el nuevo Gobierno. Las conversiones a gas en piso histórico; en diciembre hubo 60% menos

El primer incremento de los combustibles del año, del orden del 8%, se hizo efectivo ayer en la capital provincial. Con el nuevo esquema tarifario autorizado por el gobierno nacional, el litro de nafta de mayor octanaje oscila en una banda entre los 22 pesos de la compañía nacional (YPF) y los casi 25 pesos, de una de las multinacionales. Paraná sigue siendo una de las ciudades o regiones del país con más altos valores de los combustibles.
Por su parte, la nafta súper varía entre los 20 y 23 pesos.
A principios de año pasado, la nafta premium se conseguía a 18 pesos, mientras que la súper, a un poco más de 16 pesos. En la misma proporción se encareció el gasoil.
Con este incremento, que pone presión en los costos de todo el resto de actividades y productos de la economía, los aumentos ya llegan a un 40% desde el inicio de la presidencia de Mauricio Macri, se constituye en uno de los más altos de Latinoamérica, y no coincide con los valores del barril de petróleo a nivel mundial. Los altos precios de los combustibles en el país han derivado en medidas paliativas como las resueltas en Misiones, donde se dispuso una reducción de valores para que los habitantes de aquella provincia no crucen la frontera para llenar los tanques de sus automóviles.
Según el Ministerio de Energía de la Nación, a esta suba le seguirá otra en abril. El polémico ministro Juan José Aranguren precisó: "Habrá revisiones trimestrales. Eso permite anticipar un nuevo incremento para la primera semana de abril en el precio de los combustibles", confirmó.
Pese a la escalada que registraron los combustibles, a diferencia de otras épocas la conversión de automóviles a Gas Natural Comprimido (GNC) rompió su piso histórico: en los últimos meses del año la caída no se detuvo y particularmente diciembre fue el mes con menos pases de autos de nafta a GNC desde 2000, que se llevan registros oficiales.
En Entre Ríos, durante diciembre solo se hicieron 154 conversiones de vehículos, marcando la profundización de una tendencia: en noviembre habían sido 167, un mes antes 184, 181 en setiembre y 212 en agosto. Un año atrás, en el último mes de 2015, se habían realizado en los talleres de montaje diseminados en la provincia un total de 382 conversiones.
Tal como testimonió UNO meses atrás, la regresión del sector se debe a la imposibilidad de tener buena financiación a largo plazo con tarjetas de crédito para afrontar una erogación que va desde 20.000 pesos en adelante.
El parque automotor autorizado por el Ente Nacional Regulador de Gas (Enargas) en la provincia es de 43.372 unidades, por debajo de las 44.342 existentes a principios de año.
Otra razón para que la opción de pase a GNC no sea muy elegida fue el incremento de los costos. En el marco de la recomposición de las tarifas de los servicios públicos, el gobierno nacional permitió que el GNC prácticamente se duplicara en su valor: pasó de tener un precio de 6,181 pesos el metro cúbico, a los actuales 11,503 pesos. Paraná es la ciudad con una de las tarifas más caras del país.



Comentarios