La Provincia
Lunes 28 de Diciembre de 2015

Perros con dueños que se olvidan de las ordenanzas

Un vecino de calle Feliciano colgó un cartel en el árbol para que las personas que sacan a pasear sus mascotas tomen conciencia. Toda la manzana está llena de excremento canino y muy pocos cumplen las normas.  

"Un perro mediano genera unos 18 kilos de excremento al mes", aseguran los especialistas. El problema en Paraná se genera porque un gran porcentaje queda en las veredas o los espacios verdes, como los parques y las plazas. En la Sáenz Peña, algunas veces, hay que encontrar el espacio que queda entre la caca de los perros para poder jugar con los niños o hacer ejercicios.
Un vecino de calle Feliciano colgó un cartel en donde pide "responsabilidad" a los dueños. La campaña tendría que se imitada por los estados y colgar los mismos carteles por los puntos claves de la ciudad.
A 50 metros del cartelito sobre calle Illia está la imagen clara de lo que sucede en la capital entrerriana:

Ordenanzas
Algunas veces se ven dueñas con bolsas y palita para levantar la caca de sus mascotas pero son las menos.
En la Ordenanza municipal  Nº 9.142 que fue sancionada en julio del 2013 y fue promulgada “parcialmente en agosto” dicta en el artículo 1º que se adhiera al Programa Nacional de Tenencia responsable y sanidad de perros y gatos  creado por Decreto Nº 1.088/11 por el ministerio de Salud de la Nación. También se pidió la construcción de la Unidad Ejecutora local para coordinar acciones.
La ordenanza 8.678, está vigente desde agosto de 2007 y busca regular sin mucho éxito “la tenencia de animales domésticos de compañía haciéndola compatible con la salud pública, la higiene y la seguridad de personas y bienes”.

 

Comentarios