La Provincia
Miércoles 03 de Febrero de 2016

Paraná empieza a despedir uno de sus mayores pulmones verdes

Demarcado el espacio verde más grande de la zona, desde el municipio afirman no haber tenido aún “acercamiento” con la empresa

Pastos altos, un obrador con guardia de seguridad privada, veredas, postes perimetrales y alambrados; “Prohibido pasar, propiedad privada”, rezan algunos carteles dispersos. Ayer, un grupo de trabajadores avanzaba en el cercado de poco más de la mitad del terreno del exhipódromo de Paraná, el espacio más grande del pulmón verde. Desde la Municipalidad señalaron que aún no tuvieron relación o “acercamiento” con los dueños del predio y que por lo tanto, no conocen fechas exactas y las obras en concreto que allí se van a realizar, aunque aclararon que todo ese perímetro pertenece al futuro centro comercial. 

“Es para el shopping”, dijo uno de los trabajadores que se encontraban en el lugar ayer por la tarde. “Va a tener subsuelo, cine, de todo. En el estacionamiento van a entrar 300 autos”, agregó. Mito o verdad, lo cierto es que las obras avanzan, por lo menos en la delimitación del terreno con las aclaraciones pertinentes en algunos carteles dispersos. 

Desde antes de inaugurar la plaza Mujeres Entrerrianas, pero mucho más, después de su apertura oficial, el exhipódromo se convirtió en un lugar de encuentro o por lo menos, con diferentes características a las de antaño, recuperó esa característica. Solo basta recorrer la zona un fin de semana cualquiera para encontrarse a miles de familias paranaenses que llegan hasta allí para pasar la tarde. 

Desde entonces también fue un lugar de esparcimiento, la oportunidad para que los vecinos de las barriadas –algunas de las más grandes de la capital provincial–, cuenten con un espacio verde para disfrutar del día, hacer ejercicio o simplemente tomarse unos mates en alguna sombra. Es que si uno mira el mapa de la urbanización alrededor del exhipódromo, a no ser por la plaza España, no hay otro lugar posible para realizar cualquiera de aquellas actividades al aire libre y menos al que se pueda llegar a pie sin tanto andar.

La demarcación del perímetro, de ese gran terreno privado, de alguna manera llama la atención, sobre todo por aquellos arcos de fútbol que quedaron adentro, perdidos y quizás en el futuro, también olvidados, bajo el peso de alguna construcción de la que al momento se sabe –o se dice– muy poco a no ser por archivos periodísticos que dieron cuenta del nombre de la empresa: la cadena Libertad de capitales franceses y de ventas o fusiones con otra colombiana llamada Éxito. 

Luego de la recorrida por la zona, UNO consultó con Eduardo López Segura, subsecretario de Infraestructura Urbana de Paraná. “El viejo hipódromo sigue siendo privado y esos terrenos –los que están delimitados– son los que se han vendido y están con la idea de iniciar algunas obras. No es que se van a hacer viviendas, está licitada una plaza en una de las partes del predio, pero nunca se habló de suspender obras y no arrancar. Entiendo que al ver que Maciá está quedando bien, se entusiasmaron”, aclaró, y se refirió así a la obra que encaran en una de las calles adyacentes.  

Todo es del shopping

Cierto es que la información, al momento, no es del todo precisa y durante meses no se supo si finalmente lo que allí se va a construir era un shopping u otra cosa, incluso se habló en su momento de la posibilidad de un gran hipermercado con salas de cine. 

En los barrios cercanos, con la apertura de la Plaza Mujeres Entrerrianas, hubo quienes afirmaban que ese proyecto había quedado atrás, pero en principio no es así. “Todo eso es del shopping y pertenece a los dueños del predio. De todos modos, todavía no han tenido un acercamiento con el municipio y sabemos que están haciendo un ordenamiento de los terrenos que les pertenecen”, dijo López Segura, y reafirmó: “En esta gestión no ha habido acercamiento con ellos y solo hubo una mención sobre que iban a trabajar en los terrenos y las veredas. Pero del comienzo de las obras y las fechas ciertas no hay nada todavía”.

Sobre el destino del predio delimitado del exhipódromo aún no hay grandes respuestas ni precisiones. Mientras, cientos de paranaenses hacen ejercicio a su alrededor todos los días o disfrutan los fines de semana en la plaza de al lado. 

Adentro de la demarcación y de su futuro alambrado completo –los postes ya están– se ven los pastos altos y un par de arcos de fútbol solitarios a lo lejos.  

La plaza



Contar con espacios verdes en la zona del exhipódromo es una necesidad y de eso da cuenta el uso de los vecinos de los barrios cercanos todos los fines de semana, incluso los juegos y los aparatos deportivos son utilizados a diario.

La inauguración de la plaza Mujeres Entrerrianas fue el 30 de mayo de 2015 y cuenta con 2,6 hectáreas. Ese día asistieron más de 10.000 personas.  

Datos

* El espacio comenzó a delimitarse en las primeras semanas de enero, unos 200 metros por 400.
* Dentro del exhipódromo, el perímetro es la zona más grande. Luego está la plaza y sobre Artigas hay otro gran terreno que también pertenece a diversos privados.
* Al noreste del exhipódromo, luego de ser refaccionado y remodelado el histórico edificio del Jockey Club Paraná, fue inaugurado el nuevo casino. Se trató de la   primera obra privada en el pulmón verde ubicado a escasos metros de las Cinco Esquinas.




A Maciá le faltan más de dos meses

La calle que limita al exhipódromo llevará un cantero con una bicisenda en todo su largo de 600 metros

Ancha. Circularán tres autos en cada uno de los dos carriles.

El arreglo de calle Maciá fue una necesidad de años para los vecinos de la zona. Que las obras que allí se realizan queden en buenas condiciones, es una preocupación actual. Frente a esta situación UNO habló con los trabajadores del lugar, que contaron de qué se trata el trabajo que realizan. 

Por un lado, cada mano tendrá 2,7 metros y de ancho, esa calle tiene 8,5. Uno de los objetivos, según se pudo conocer, es lograr dos carriles para tres autos cada uno. 

En total, se trata de 600 metros y tendrá un cantero en el medio que contará con una bicisenda en todo el largo, desde Artigas hasta División de los Andes. 

También y según el mapa de la calle con la proyección de la obra, habrá modificaciones en el triángulo donde está la garita de la Policía y sobre División de los Andes habrá, justamente, una división para cada una de las manos. 

Además hay proyectado una rotonda en la esquina de Artigas y Maciá, lugar en el que hoy, sin señalización, es muy difícil manejar y peligroso, sobre todo para quienes no conocen el lugar. Esperan así ordenar el tránsito en ese lugar.

Lo que ya se hizo en toda la calle es una primera base del asfalto, un bacheo, pero todavía le falta la terminación y así lo anunció el municipio. En el lugar contaron a UNO que todavía falta una carpeta asfáltica que tiene siete centímetros y que lleva un desnivel que permite, los días de lluvia, que no se acumule agua como ahora pasa con las primeras gotas.     

Desde mediados de enero comenzó a avanzar la obra y estiman que por lo menos, se necesitan dos meses más para poder terminarla.  

En el centro del cantero habrá  postes de luz con cuatro brazos y la iluminación del lugar también es importante para quienes viven allí, ya que por el ancho que tiene la calle el alumbrado público común no alcanza. 

También se conoció que preparan para esa zona una cartelería diferente a la que se utiliza en el resto de la ciudad y hay proyectados, aunque todavía sin especificidades, la continuación de la ciclovía o bisicenda para que sea utilizada de manera deportiva, como también para el simple traslado en dos ruedas. 

“Al final, para poder ordenar el tránsito vamos a colocar reductores de velocidad porque es una cuadra tan abierta y despejada que ahora, sin terminar, ya se usa con una velocidad elevada”, contó Eduardo López Segura, de Infraestructura Urbana. 

Lo cierto es que al menos habrá que esperar por los menos dos meses más para conocer cómo quedará esa calle tan transitada. 

Comentarios