La Provincia
Viernes 10 de Junio de 2016

Para que el auto no duerma afuera hay listas de espera

Alquilar una cochera cuesta en Paraná desde 800 pesos por mes, pero es difícil conseguir espacio

Conseguir una cochera en el centro de Paraná no siempre es tarea fácil. En zonas cercanas a la Peatonal, la demanda es tan grande que hay hasta listas de espera. Quienes viven en los lugares aledaños al microcentro a veces encuentran un espacio para el auto bajo techo a seis o siete cuadras de sus viviendas. Los precios varían según el lugar, la seguridad de la cuadra y las comodidades, pero van desde los 800 a los 1.200 pesos en promedio. 

El parque automotor de Paraná creció de manera exponencial en los últimos años. Desde enero, las cámaras comerciales registran bajas en la compra y venta de vehículos, pero si alguien compara el movimiento del tránsito actual de la capital provincial, con el de 10 o 15 años atrás, notará grandes diferencias.   

Con estos cambios, aumentó la demanda de aquellos que buscan un lugar seguro para poder dejar el auto todo el día y mucho más durante la noche.  

No hay que confundir una cochera con una playa de estacionamiento que cobra por hora. Los locales cerrados dedicados a la guarda de vehículos automotores se alquilan con un pago mensual por un espacio –siempre el mismo– que se asigna al momento de la contratación.

Hoy la demanda es tal que hay listas de esperas, sobre todo en el centro de Paraná. De todos modos esta realidad también está extendida a numerosos barrios, donde a veces ni siquiera es posible conseguir un solo lugar. Lo cierto es que uno le da los datos al dueño de una cochera y este los anota para llamar en el caso de que se le desocupe algún espacio. La espera a veces  se extiende por meses. Es que a la mayoría de los dueños de las cocheras, sobre todo en el centro, les conviene alquilar por hora y las cuentas son simples: un espacio de 800 pesos por mes equivale a 26 pesos por día. Pero por ese mismo lugar demarcado, las playas de estacionamiento piden unos 30 pesos por hora, lo que equivale a unos 450 pesos diarios de lunes a sábado. De ahí, también la justificación de porqué hay tan poco lugar para dejar el auto toda la noche. 

Frente a esta gran diferencia, quienes tienen 30 o 40 espacios optan por dejar muy pocos para alquiler mensual. Otros, por ejemplo, alquilan en Paraná desde las 22 hasta las 6.30 todos los días, pero son más caros: alrededor de los 1.400 pesos mensuales, aunque puede haber alguno más barato. 

La calle donde se encuentra la cochera determina el precio y la demanda. Cuanto más insegura, más caro es el monto a pagar por mes. No es lo mismo una zona con un puesto policial o destacamento, vigilancia privada y cámaras, a otra en la que falten algunos de estos aspectos o que tenga fama de ser peligrosa por robos. Esto hace que en algunos barrios de Paraná el costo de la cochera sea similar a otro del centro y la demanda es grande: a nadie le gusta que aquello que le costó tanto conseguir, duerma afuera.  

El aumento en el precio de una cochera también es relativo, tanto como lo que el dueño quiera, por eso dentro de los bulevares, pero alejados de la Peatonal, los valores van desde los 700 a los 800 pesos: el año pasado costaban no más de 600 pesos.  

Hay cocheras que hacen contratos, que son escritos y donde se pagan impuestos y todas las características propias de un alquiler, pero no todas son así y hay quienes dicen que predomina el acuerdo de palabra. 

Quienes tienen cocheras para alquilar, y en esto coincidieron varios de aquellos que fueron consultados por UNO, hacen otro cálculo simple: si uno tiene un auto que cuesta 250.000 pesos, o tiene dos o tres vehículos para guardar y el capital es aún mayor, contará por lo menos con 1.000 pesos por mes para resguardar esos valores. 

Como sea, cada vez es más difícil conseguir un lugar para que el auto duerma tranquilo, y el propietario también.

***
Las medidas de seguridad son las claves


Quienes conocen el rubro sostienen que lo primero que hay que fijarse antes de alquilar una cochera es que el perímetro sea seguro, que exista un techo para cubrirlo, que esté bien iluminada y que tenga piso que no sea de piedra o tierra.

Las condiciones que garantizan  el cuidado de los vehículos en las cocheras están reguladas por ordenanzas y destinadas también al resguardo de las personas y del propietario del lugar. Quienes son dueños de estos espacios sostienen que en el centro de Paraná hay más controles sobre las habilitaciones de los lugares que en los barrios.  

Las cocheras habilitadas deben contar con iluminación adecuada, elementos contra incendio según la cantidad de vehículos y en su interior tienen que estar marcados y numerados los espacios destinados a la ubicación de los autos. El ingreso, como mínimo, tiene que ser de un ancho libre de 3,5 metros. Incluso la forma en que esté construida o diseñada, debe permitir el ingreso y egreso siempre en marcha hacia adelante. Está regulado incluso el espacio que debe quedar en el interior para que los vehículos puedan circular y la distancia entre auto y auto estacionado. Debe existir ventilación para impedir la acumulación de vapores y gases, y entre las prohibiciones no pueden recibir vehículos para su guarda en cantidad mayor a la de espacios habilitados de acuerdo a su capacidad. En 2011 se exigió  que cada cochera cuente con un seguro de responsabilidad civil contra incendio, explosión, robo, hurto y lesiones a terceros.

***
Números

- 26 son los pesos que cuesta el alquiler de una cochera por día: 800 pesos mensuales.
- 100 es lo que aumentan algunas cocheras cada tres meses en la capital provincial.
- 200.000 es el precio promedio en que se vende una cochera en el centro de Paraná. 

Comentarios