Fútbol
Lunes 24 de Julio de 2017

Fue una igualdad lograda a los golpes

Atlético Uruguay y Achirense igualaron 0-0 por la tercera fecha del Federal B. Se peleó más de lo que se jugó.

Atlético Uruguay y Achirense igualaron ayer sin goles, por la tercera fecha del Torneo Federal B, Zona A de la Región Litoral Sur. Se jugó en el estadio Simón L. Plazaola con pésimo arbitraje de Guido Córdoba de Concordia.

¿Cuál es el sentido de armar un partido, de pensarlo, de esperarlo, para que todo termine en ese bodrio, en ese insulto al deporte más lindo del planeta? Lo que dejaron ayer Atlético Uruguay y Achirense fue una vergüenza al juego, una estafa a los hinchas que resisten, fecha tras fecha, el maltrato que reciben desde los que se desparraman en la cancha para jugar.

Los dos equipos llegaban con buenos antecedentes, presentaban formaciones ambiciones, ofensivas, con jugadores de buen pie. Pero bastó que el mediocre Córdoba (en nada ayudado por los líneas) pitara el arranque del partido para que se transforme en una violencia inusitada, con golpes sin sentido, con jugadores buscando lastimar al rival en vez de jugar.

Golpes de puño, cabezazos al rostro, patadas arteras a las piernas rivales. Un repertorio asombroso, ayudado por una cancha que parecía un ring por su ausencia de verde, algo que también colaboró para que el partido fuera una triste máscara de fútbol.

Todo se remitió a la mitad de la cancha, con Atlético cortando, como se pudiera, el circuito de juego que arman en Achirense Laureiro, Cartosio y Nasta, con Restano aportando algunas veces. Y enfrente igual. Velázquez, el creador del Decano, nada pudo hacer entre tanto corte y roce. Todo fue, hasta los 20 minutos, golpes y más golpes.

La primera llegada a los 20' con Nasta rematando cruzado ni bien pisó el área del local. A los 33', Ángel Gómez demostró que es el mejor jugador de Atlético, encontrando el hueco a puro amague en el área pero definiendo a las manos de Horst. Dos claras y nada más. El resto, golpes, faltas, protestas, ventajitas mínimas que no conducen a nada.

El segundo tiempo aplacó un poco los golpes (siguieron pero ya no tanto) y apareció algo de fútbol. Achirense consiguió más aire en la mitad de la cancha y sus creadores manejaron mejor la pelota. De todas maneras, no pudo crear situaciones claras más allá de algún sofocón del arquero Espíndola, algunos provocados por él mismo.

Enfrente, Horst mostraba seguridad para defender el cero a la vez que ponía en riesgo su continuidad en el partido por varias actitudes que otro árbitro no permitiría. Algunas emociones sacudieron un tanto la tarde, con Cartosio y Fariña sin sacar provecho de las suyas y Cabral y Gómez sin definir en el área de Achirense.

Se fue el partido, ya con los jugadores cansados de los golpes, del esfuerzo, de la lucha permanente. Quedó en los hinchas el gusto amargo de otra oportunidad desperdiciada, de otra tarde sin cumplir la promesa de buen juego que regalan ambos planteles. Es cierto que hay urgencias, que van tres fechas, que se están armando. Todo eso puede servir de atenuante. Pero dejar de lado el juego para buscar ganar desde "lo guapo", desde la falta, desde el golpe, hace tiempo que dejó de tener resultado.

Ojalá el partido de ayer haya sido el último, que les permita reflexionar a técnicos y jugadores para que se vuelva al juego. Será mejor para ellos y para todos.


***
Atlético Uruguay (0)
Facundo Espindola
Mariano Albornoz
Pedro D´angelo,
Joaquín Colapietro
J. M. Navarrete
Sebastián Acuña
Willian Sosa
Elvio Fredich
Nahuel Velázquez
Angel Gómez
Joaquín Cabral
DT: Demus-Tonelotto.




Achirense
Cesar Horst
Héctor Albornoz
Carlos Ruiz
Alejandro Verón
Nahuel Rodríguez
Francisco Marotti
Mauro Restano
Johan Laureiro
Bruno Nasta
Patricio Cartosio
Fernando Gutiérrez
DT. Diego Ciarroca.




Cambios: 77' Gabriel Monzón por Velázquez, Hernán Palacio por Acuña y 89' Tomás D'angelo por Gómez (AU). 68' Silvio González por Gutiérrez; 81' Adriano Fariña por Nasta y 88' Elías Amarillo por Cartosio (A).
Amonestados: S osa, Palacios y Colapietro (AU) Laureiro y Marotti (A).
Cancha: Atlético Uruguay.
Árbitro: Guido Córdoba (Concordia).

Comentarios