La Provincia
Lunes 25 de Abril de 2016

“No se trata del trabajo de unos iluminados”

Políticas de niñez. La nueva presidenta del Copnaf, Marisa Paira, dijo que se guiarán por los postulados que marca la ley de protección integral. Afirmó que apostarán a la capacitación y aseguró que trabajarán articulados con otros organismos 

Marcelo Comas / De la Redacción de UNO
mcomas@uno.com.ar


De voz pausada, casi inaudible, esta trabajadora social con más de 20 años de trayectoria en la profesión habla de la impronta que le quiere dar al Consejo Provincial del Niño, el Adolescente y la Familia (Copnaf). Esa manera de transmitir su mensaje nada tiene que ver con la fuerza de sus palabras y el propósito de su plan en el corto plazo. A cinco días de haber asumido la presidencia del organismo, Marisa Paira, mantuvo una entrevista con UNO para explicar cuáles serán los ejes nodales de su gestión y los lineamientos a seguir para trazar un “mapeo institucional” de cada una de las áreas pertenecientes a la repartición. Evitó hacer comparaciones con su antecesora (Mercedes Solanas), pero en la opinión pública y entre los trabajadores, el cambio de conducción significó un paso hacia adelante en materia de políticas de Niñez. El gobernador Gustavo Bordet le dio la bendición en un acto realizado en el añejo edificio de calle Corrientes y Uruguay, en una ceremonia cargada de simbolismo, donde se dieron claras señales políticas pero también quedó claro cuál será el rumbo.

—¿Qué acciones tienen planificadas con su equipo para atender la temática de la Niñez en la provincia?
—Como planteamos en el acto de apertura, nos vamos a parar sobre los tres pilares que sustentan el paradigma de protección integral que tenemos: la intersectorialidad, la interdisciplinariedad y la integralidad. El abordaje integral en las distintas etapas de la vida de los niños y de los adolescentes requiere de un trabajo articulado. La intersectorialidad que plantea el paradigma que tiene que ver con la corresponsabilidad, con lo que cada área tiene, es lo que nosotros planteamos de un fuerte trabajo hacia afuera, articulado con las otras áreas del Estado, con Salud, Educación, Justicia y Desarrollo Social. Así se pueden pensar acciones integrales y en las líneas de prevención, promoción y asistencia, no se puede pensar una sin la otra. Es necesario pensar en líneas de prevención y de promoción que no te lleven a la urgencia. En primera infancia se intenta generar una política que trabaje en todo lo que es el fortalecimiento temprano del ejercicio de la parentalidad, en la detección cuando hay dificultades en este ejercicio de parentalidad para evitar situaciones de abandono que terminan en situaciones de institucionalización. De este marco, planteamos un fuerte trabajo hacia afuera, con las otras áreas e iremos trabajando con Salud con todo lo que tiene que ver con adicciones que involucra a una población de adolescentes en riesgo que requiere una mirada integral y no culpabilizadora.


—¿Están comenzando a recorrer los demás servicios que trabajan interconectados con el Copnaf?
—Recorrimos el organismo, pudimos pasar por todas las áreas y también vamos a visitar los cuatro Centros de Promoción de Derechos que hay en la ciudad donde se trabaja la territorialidad. Nada de lo que te estoy diciendo va a ser mañana, estas son las líneas, pero apuntamos a un trabajo en territorio, descentralizado, con el fortalecimiento de las áreas Naf y una misma política de fortalecimiento de centralización gradual en el resto de la provincia. El Copnaf es provincial, por lo que tendríamos que tender a garantizar en toda la provincia el mismo acceso al derecho en los niños y en los adolescentes. El trabajo articulado es un modo de entender el trabajo institucional, porque vos lo trabajás con políticas focalizadas y cerradas en cada organismo que en realidad fragmentan al otro, porque a las personas las atraviesan las situaciones. Entonces uno tiene que intentar una política institucional que pueda articular y contener esto. La niñez requiere la conjunción de todas las disciplinas. Nosotros habíamos hecho mucho énfasis en la capacitación, porque es necesaria, pero son dos pilares: la capacitación y el compromiso. Y la capacitación no es solamente para todos los profesionales, sino para todos los que estamos en contacto con niños, adolescentes y familias en situaciones de vulnerabilidad. El eje va a apuntar a recuperar a aquellos profesionales con formación y valiosos en la institución que puedan reproducir o trabajar con otros al interior de esto.

—¿Con qué se encontró en su llegada al organismo?
—Con una muy buena recepción y con mucha disposición de la gente para trabajar. Hay gente que ha acercado proyectos, se fue dialogando con los diferentes el porqué de este diagnóstico situacional y lo evaluaron ellos como positivo para poder aportar su mirada. 


—Hablaba de la importancia de trabajar en forma articulada con otros organismos. ¿Cómo piensa el trabajo con la Justicia?
—Con un trabajo que se venía sosteniendo con el Ministerio Público de la Defensa, en todo lo que hace al trabajo en relación a adopción con el Registro Único de Adoptantes de Entre Ríos (Ruaer) y con los equipos técnicos del organismo y del Ruaer, además de los equipos de Juzgados de Familia. Esto nos implica un eje de trabajo con familias y con el Ministerio Público de la Defensa. También tenemos el trabajo con los Juzgados de Familia en lo que respecta a las medidas de protección excepcional: ellos tienen el control de la legalidad y tenemos el abordaje de la situación de manera conjunta. Al igual que todas las situaciones urgentes que se trabajan en el ámbito de la defensoría. Y otros de los aspectos es el del área penal, de todos los jóvenes en conflicto. En realidad ha habido una muy buena disposición de todo el espacio judicial a articular, a acompañar, a sostener lo que ya se venía haciendo. Nosotros estamos pensando utilizar los instrumentos que brinda la ley para trabajar, ya que ésta prevé la creación de un Consejo Consultivo con diferentes áreas y estipula también la formación de un Consejo Asesor con las Universidades, con representantes en temáticas, que otorga una movilidad interesante. Si a uno se le presenta un tema complejo que requiere de distintas miradas, es posible poder convocarlo y poder pensar estrategias. En esto se necesita tener formación, conocer la temática, munirse de la mayor cantidad de herramientas teóricas para poder pensar estrategias que sean más dignificantes para la vida de los niños y de los adolescentes.


—La Justicia cuenta con una red adecuada para atender diferentes situaciones. ¿El Copnaf presenta una guardia únicamente para dar respuestas a las urgencias? 
—El Copnaf tiene el espacio de admisión y de guardia que articula con Justicia ante la recepción de las situaciones urgentes. En este momento es el espacio y después en lo que hace al interior de la provincia con las coordinaciones departamentales, que organizan su estrategia en coordinación con las áreas municipales.


—¿Se piensa en alguna reformulación de la guardia?
—Se piensa en un fuerte trabajo de capacitación para quienes se desempeñan en el tema de la consulta permanente. Además para poder articular con el departamento de Admisión, que es una de las zonas más críticas: es la como la sala de Terapia Intensiva en un hospital.


—Dentro de espacio funciona la línea telefónica. ¿Fue una de las impulsoras de este servicio?
—El primer 102 se impulsó en 1996 partir de un proyecto en la Defensoría General en el STJ, que estaba a cargo de Arsenio Mendoza. Yo trabajaba en la Subsecretaría de la Mujer.

***
Código Civil y Proceso Penal Juvenil


—¿Qué implicancia tiene el nuevo Código Civil para la temática de Niñez?
—En relación a la temática de adopción y lo que uno puede trabajar con la categoría de la autonomía progresiva de la voluntad en el niño. Al reconocimiento en una escucha pronta del niño y toda una adecuación también que se está trabajando entre nuestra Ley de Niñez y los principios que están rigiendo el Código. Esta herramienta incorpora y reconoce las nuevas formas de funcionar en familia y ejercer las parentalidades que nos implican a todos modificar la mirada.


—Con respecto al Proceso Penal para Jóvenes, que esta siendo analizado en Senadores, ¿qué impronta le piensan dar?
—Tenemos prevista una reunión con el juez Penal de Menores, Pablo Barbirotto, para poder interiorizarnos un poco más en algunos aspectos. Y también para poder ir viendo que aportes se pueden hacer.


—¿Cuáles pueden a llegar a ser esos aportes?
—Lo estábamos trabajando un poco más con la vicepresidenta, Huerto Reutlinger, ya que ella lo está pudiendo plantear como más cercano. La intención es poder recuperar lo que se ha venido aportando desde el organismo, con profesionales del área penal que está trabajando en un proyecto.

***
Política de personal y adicciones


—Con respecto al funcionamiento del organismo, ¿tiene pensada alguna modificación dentro de la planta de personal?
—Para eso estamos haciendo un diagnóstico escrito, para saber donde se detectan mayores necesidad de fortalecimiento que tenga que ver con los servicios. Una vez que se dispone de esto puede llegar a haber movimientos en función de las necesidades que tenga el servicio.


—¿Cómo piensan encarar la problemática de las adicciones?
—Lo vamos a trabajar en forma conjunta con otras áreas que estamos armando, articulando y desde una perspectiva de Salud Mental. Por eso decía que es una tema del cual se van a recuperar las experiencias de trabajo que se está haciendo desde el organismo. Ya se ha empezado a articular desde una mesa para poder hacer un abordaje conjunto con el área de Salud, que implique fundamentalmente un trabajo de atención, pero también de prevención en las franjas poblaciones que nosotros tenemos que atender en este tema. 

***
El pedido de Bordet


—¿Qué le pidió el gobernador cuando le propuso ser parte del organismo?
—Que se haga un fuerte trabajo articulado con las otras áreas y apostar a una política en Niñez articulada con la política general de la provincia. Además fortalecer los espacios de capacitación y de perfeccionamiento por el cuidado que hay que tener con la temática que abordamos. Y nos pidió que se debe atender el proceso de trabajo en territorio, de descentralización, de poder pensar estrategias que tengan que ver paulatinamente con ir logrando igualdad de accesibilidad en toda la provincia.


—Durante el acto se obvió la mención a la gestión anterior, ¿por una cuestión en particular?
—No puedo hablar de la gestión anterior, porque no estuve. Uno encuentra experiencias valiosas de trabajo que se hicieron, las cuales se van a seguir fortaleciendo.


—Tuvieron una muy buena recepción entre los trabajadores e incluso de los gremios, que rechazaron la gestión Solanas. ¿Esto les da un mayor empuje para arrancar este proceso?
—Para nosotros el apoyo del personal del Copnaf es fundamental, porque tanto la vicepresidenta como yo estamos convencidas de que esto no se trata de un trabajo de unos iluminados que vienen con cuatro ideas y dicen: “Esto se hace así señores”. Y baja la directiva; las instituciones no funcionan así, las instituciones pueden intentar funcionar cuando cada uno se siente parte y puede hacer carne el proyecto, puede apropiarse del mismo, puede sentir que tiene la palabra para decir algo. Nosotros tenemos un cuerpo profesional inmenso, formado, que tiene capacidad, que tiene trabajo en terreno, que tiene algo que decir. En la medida que se pueda articular la disposición de trabajo para se apropie de ellos y se sientan parte. Sino no hay una construcción colectiva, ni una construcción conjunta hacia afuera, porque este es el organismo que tiene que ir dando los lineamientos de la política, pero la responsabilidad social de la protección de la infancia la tenemos todos. La tenemos como Estado, pero también la tiene el ciudadano y lo mismo los medios de comunicación en cómo instalan la noticia, el lugar de este niño o adolescente, que tiene una situación de abuso o un conflicto con la ley. Cómo lo nombran, cómo lo ponen, cómo lo hacen visible socialmente. Para mí es nodal porque lo aprendí en los años de trabajo cotidiano; se trabaja en la docencia con los estudiantes, y tiene que ver con la ética: lo que yo no hago anula al otro, al otro niño, al otro adolescente que puede generar un proyecto de vida. Tiene ese costo, de que hace desaparecer al otro.


***
Sobre el régimen procesal juvenil

Marisa Paira compartirá la conducción del organismo con Huerto Reutlinger, la vicepresidenta. Esta psicóloga cuenta con una vasta experiencia en diferentes servicios y tendrá un rol fundamental en la coordinación de un equipo para acercar propuestas a la Justicia sobre el régimen procesal para menores. “El equipo penal del Copnaf está trabajando y repensando porque no hay respuestas que sean únicas en relación a cómo evaluar los modos de trabajo. Porque la parte que nos toca a nosotros sería pensar los dispositivos de alojamiento y de atención comunitaria”, dijo a UNO. La funcionaria aseguró que esta tarea comprende un largo proceso.“Es un área muy sensible, ya que involucra a todos los sectores: una cosa es la sanción del delito y otra toda la atención que requiere el joven para que no vuelva a delinquir”, afirmó. 

***
Trayectoria

-1988. Como educadora participó en la elaboración del proyecto “Chicos de la Calle”.
-En 1991, inicia su etapa profesional en el Centro de la Asistencia a la Víctima del Delito.
-También se desempeñó en la Subsecretaría de la Mujer en el área de violencia.
-Integró el equipo técnico que desde la Justicia impulsó la creación del teléfono del Niño. Junto a otros profesionales promovió el proyecto “Familias en Crisis”
-2003 Coordinó un equipo de Violencia Familiar donde se gestó el equipo de abuso sexual infantil y la implementación de la Cámara Gesell.


***
Trazaron lineamientos para el abordaje de adicciones

El gobierno provincial continúa trabajando, a partir de una mesa interinstitucional, en lineamientos compartidos que permitan optimizar el abordaje de la problemática de adicciones, haciendo eje en las situaciones de niños y adolescentes. Los criterios de corresponsabilidad y la visualización de los recursos con los que cuenta cada institución en el territorio provincial para el abordaje de las adicciones, fueron los principales temas trabajados en la reunión. 

El encuentro estuvo encabezado por el secretario de Salud, Mario Imaz, quien manifestó sentirse “muy conforme por la apertura y predisposición de todos los actores para trabajar esta problemática de forma conjunta”. 

“En muchas oportunidades nos cuesta la articulación entre los distintos sectores y esto redunda en una mala atención. Fundamentalmente la idea de estos encuentros es aceitar las relaciones para brindar un mejor abordaje a aquellas personas que atraviesan por estas situaciones”, agregó el funcionario. Por su parte, el director de Salud Mental y Adicciones, Carlos Berbara, socializó el Recursero de Datos útiles para la atención de Salud Metal en Entre. “Se trata de un documento que se realizó en 2105 y actualmente se está actualizando. Brinda información y contacto de los profesionales de distintas disciplinas que atienden demandas de salud mental y adicciones en instituciones de salud de la provincia”, puntualizó. “Esto nos permite tener un panorama general e identificar los lugares en donde nos está haciendo falta recurso humano especializado”, explicó.

Quienes participaron del encuentro, representantes de Salud, el Copnaf y la Oficina de Medios Alternativos del Poder Judicial, consensuaron trabajar al interior de cada una de sus reparticiones a fin institucionalizar lo acordado.

Comentarios