Policiales
Jueves 03 de Marzo de 2016

No apartan a la Policía de la investigación del robo al estudio de Pagliotto

La Justicia no hizo lugar al pedido de los denunciantes y confirmó la intervención a la fuerza de seguridad provincial. El fiscal pidió una nueva pericia sobre la puerta, que según Criminalística de la Policía fue forzada desde adentro.

La Justicia no hizo lugar a la solicitud de apartar a la Policía de la investigación del robo al estudio jurídico que el presidente del Colegio de Abogados de Paraná, Rubén Pagliotto, comparte con otros profesionales. La resolución fue tomada por el Juez de Garantías Nº 4 de la capital entrerriana, Mauricio Marcelo Mayer, luego de la audiencia desarrollada en la mañana de este jueves en el marco de la causa que investiga el hecho.
El robo fue perpetrado el pasado 22 de febrero en el estudio de los abogados Jaime Martínez Garbino, Rubén Pagliotto e Iván Vernengo. Según la denuncia, los ladrones se llevaron cuantiosa documentación sobre denuncias por corrupción y narcotráfico, una computadora, dos pendrive y una foto de la hija de Pagliotto, lo que se entendió como un mensaje mafioso. 
En la audiencia estaban los fiscales Cecilia Goyeneche y Gervasio Labriola y los abgados Pagliotto y Vernengo. Los representantes del Ministerio Público Fiscal informaron sobre la marcha de la Investigación Penal Preparatoria (IPP), las pruebas producidas con las que se cuenta, exhibiendo material fílmico y fotográfico, y el informe pericial realizado por Criminalística de la Policía local, que concluye afirmando que la violación de la puerta de ingreso al inmueble fue realizada desde el interior.
Ante el requerimiento del juez respecto de la continuación de la investigación, dado que se trata de una causa con autores desconocidos, el fiscal Labriola informó que aún resta recepcionar informes sobre huellas dactilares levantadas en el lugar y que se ha solicitado la colaboración de la Policía Judicial de la provincia de Córdoba a fin de requerirle otro informe pericial respecto de la violación de la puerta de acceso al inmueble.
En la continuidad de la audiencia Vernengo y Pagliotto relataron cómo tomaron conocimiento del hecho y se manifestaron en desacuerdo con el resultado de la pericia realizada por personal idóneo de la policía.
Los letrados, victimas del robo, solicitaron el apartamiento de la policía de la investigación preparatoria, argumentando que la fuerza de seguridad no actuaría con imparcialidad –salvando el buen nombre y honor de innumerables funcionarios– porque su jefe es el ministro de Gobierno Mauro Urribarri, a quien ellos denunciaron por presunto enriquecimiento ilícito.
Mayer, luego de escuchadas las partes, informó el carácter de la audiencia, que era de información sobre la marcha y regularidad de la investigación fiscal dentro de los nuevos derechos acordados a las víctimas por el nuevo proceso penal de corte acusatorio. A su vez se pronunció sobre la regularidad de la investigación sin advertir errores procesales formales que afecten garantías constitucionales.
Finalmente, resolvió no hacer lugar al planteo de los letrados de apartamiento de la policía local con fundamento en que si bien son víctimas del delito, los denunciantes no se habrían constituido como parte procesal, cuestión que obsta a poder darle tratamiento jurisdiccional al planteo conforme a las reglas del nuevo código.
Sostuvo que en el antiguo sistema de juez de Instrucción, un planteo de ese tipo se podría haber tratado dado que la investigación estaba a cargo de dicho magistrado. En cambio, en el actual sistema acusatorio adversarial, la investigación está a cargo de un fiscal y la parte querellante tiene facultades para producir todas las pruebas que estime convenientes incluso aquellas que el fiscal no considere útiles y conducentes para la solución del caso.
Concluyó exhortando a Pagliotto y Vernengo a que se constituyan como querellantes a fin de producir pruebas que fundamenten su propia teoría del caso –es decir el delito y sus autores– y sostenerlas en concreto con herramientas jurídicas en el marco del proceso penal.

Comentarios