Patronato
Martes 20 de Diciembre de 2016

"No analizo irme porque tengo contrato vigente"

A Walter Andrade lo tentaron para ir a jugar a un club de Brasil. Su vínculo con Patronato vence en junio de 2017.

Ya hace un tiempo un representante lo llamó para hacerle conocer su interés en ubicarlo en la Segunda División del fútbol de Brasil. En los últimos días la chance se reflotó, pero no lo desespera. La diferencia económica para partir debería ser por demás tentadora, por encima de lo estimulante que podría implicar vivir una nueva experiencia. Tal vez sería un corolario o recompensa a todo lo que dio por el club. Además Walter Andrade se muestra como un hombre de palabra: "No analizo irme porque tengo contrato vigente con Patronato hasta junio de 2017", respondió ante la consulta sobre una posible migración hacia el balompié brasileño. "Veremos cómo se dan los acontecimientos. Por el momento quiero descansar y después seguir pensando en el objetivo del grupo que es mantener la categoría", expresó el zaguero el sábado a la salida del vestuario de Atlético Rafaela.

El Negro Ganador sufrió como todo Patrón la goleada que le propinó la Crema por la 14ª fecha del Torneo de la Independencia: "Me voy muy amargado porque las expectativas eran otras. Queríamos terminar sumando. A eso apuntamos en cada partido", consideró.

Sobre el gol en contra que le tocó, desafortunadamente, marcar, acotó: "Hubo mala fortuna, es una pelota complicada, cruzada que intento rechazar y la termino metiendo. Una lástima porque hasta ahí el partido era muy parejo".

Vencer al Celé en su cancha es materia pendiente, un objetivo nunca alcanzado: "Atlético es un rival durísimo cuando juega de local. Está mal en la tabla pero tiene muy buenos jugadores", sostuvo.

El defensor lamentó la partida del Espinoza a la Universidad de Chile: "Se pierde mucho con la partida del chileno –por Espinoza–. Desde mi punto de vista fue de menor a mayor, hasta convertirse en un jugador muy importante para el equipo. Es un jugador que se impone en el uno contra uno y hace jugar al resto", argumentó.

Por encima del último resultado adverso, Andrade, calificó como "positivo" a 2016: "El balance final del año es positivo; bueno para los jugadores y también para la institución. Mientras Patronato creció como club, creo que los jugadores maduramos en Primera División", concluyó.

AGRADECIDO. Los 90 minutos disputados ante Atlético Rafaela fueron los últimos que jugó con la camiseta de Patronato. A pesar de que su paso por la entidad fue efímero, fue suficiente para encariñarse: "Patronato es un gran club, al que siempre le estaré agradecido porque me abrió las puertas para volver a jugar al fútbol", disparó.

"Me voy un poco amargado por el resultado con Atlético Rafaela, pero creo que igualmente cumplimos una buena campaña", sostuvo.



Comentarios