Pais
Sábado 04 de Abril de 2015

Miles de personas participaron en Puerto Madryn del único Vía Crucis submarino del mundo

Cientos de familias, buzos, nadadores y kayakistas formaron parte de la masiva procesión que volvió a unir el centro de la ciudad con el muelle Piedrabuena y la costa del golfo.

Una nueva edición del Vía Crucis submarino se realizó este Viernes Santo en la ciudad de Puerto Madryn, donde miles de personas participaron de esta doceava procesión, única en el mundo, que cuenta con dos etapas, la primera por la ciudad, y la segunda, por el lecho submarino del Golfo Nuevo.



Así fue como cientos de familias, buzos, nadadores y kayakistas formaron parte de la masiva procesión que volvió a unir el centro de la ciudad con el muelle Piedrabuena y la costa del golfo.

 


El Vía Crucis comenzó pasadas las 17.30 de este viernes en las instalaciones de EDDIM (institución que trabaja con niños, jóvenes y adultos con discapacidad mental y motora) y desde allí, junto a los chicos y a los referentes de la institución, se inició la procesión terrestre.
 

En la etapa submarina participaron buzos, nadadores de superficie, practicantes de snorkel y embarcaciones pequeñas sin motor, como kayaks, stand up y botes pequeños.


La procesión submarina fue guiada por Ricardo "Pinino" Orri (referente de eventos y exploraciones en la patagonia) desde su inicio y hasta que la nueva cruz luminosa quedó ubicada en el ingreso al Muelle Piedra Buena.



Al finalizar el recorrido, el intendente de la ciudad de Puerto Madryn, Ricardo Sastre, hizo entrega de un cuadro especial como agradecimiento al sacerdote Jesús María por su voluntad para que éste sea el Vía Crucis de la ciudad, más allá de un evento turístico que capta la atención de millones de personas alrededor del mundo.



En esta oportunidad, se contó con la participación de la Escuela de Buceo de Mar del Plata "Thalassa", que no sólo regaló la nueva cruz luminosa con la cual se llevó a cabo el Vía Crucis Submarino, sino que además aportó una delegación de medio centenar de buzos en la procesión subacuática por las últimas estaciones del camino de la Pasión de Cristo.



Desde la edición anterior, el Vía Crucis Submarino cuenta con la bendición del Papa Francisco.



La idea del Vía Crucis submarino surgió en el año 2003 para celebrar la festividad católica ligándola con el buceo y se convirtió en parte de la historia de la ciudad.


La organización estuvo a cargo de la Secretaría de Turismo de la municipalidad de Puerto Madryn, de Tránsito y Protección Civil, y se contó con la colaboración de la Administración Portuaria de Puerto Madryn, personal de Prefectura Naval Argentina, Policía del Chubut y de la Iglesia Sagrado Corazón de Jesús.

 



Fuente: Diario UNO de Mendoza

Comentarios