Pais
Lunes 10 de Agosto de 2015

Macri quiere ganar en primera vuelta

El líder del PRO y candidato presidencial de Cambiemos, Mauricio Macri, aseguró que aspira a alcanzar en octubre el 45 por ciento de los votos y poder “ganar en la primera vuelta” electoral y destacó que el respaldo electoral que obtuvo el espacio en las primarias “ha sorprendido y sacudido el sistema político”.
“Tenemos que tratar de ganar en la primera vuelta y alcanzar el 45 por ciento de los votos, pero tenemos que hacerlo ahora” porque “necesitamos una mejor política”, arengó Macri, durante una conferencia de prensa que compartió con su compañera de fórmula, Gabriela Michetti, sus ex adversarios internos Ernesto Sanz (UCR) y Elisa Carrió (Coalición Cívica-ARI), y la candidata a gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal.
En ese marco, llamó a trabajar con “convicción y alegría” y dijo que espera que el 25 de octubre, Cambiemos consiga “la definición final de este cambio”.
En la conferencia de prensa desarrollada esta tarde en el Hotel Sheraton Libertador, el líder del PRO descartó un acuerdo electoral con el Frente Renovador porque “las candidaturas de los espacios ya están prefijadas” pero aseguró que el espacio UCR-PRO-Coalición Cívica-ARI está dispuesto a “reunirse y conciliar ideas” con otras fuerzas, como “primera medida” de un eventual gobierno a su cargo.
En otro tramo de su exposición, Macri destacó que “seis de cada diez argentinos” respaldaron ayer en las urnas propuestas opositoras, apoyo que dijo “ha sorprendido y sacudido al sistema político argentino”, especialmente por la performance De Vidal en la provincia de Buenos Aires, donde alcanzó el 30 por ciento de los votos.
“Vamos a un escenario de polarización de dos candidatos; no hay tres candidatos, sino dos que polarizan: el del oficialismo y el del cambio”, analizó la líder de la CC-ARI, en un intento por desplazar de la compulsa de octubre, al candidato presidencial de UNA, Sergio Massa.
Sanz, en tanto, remarcó que radicales, macristas y cívicos han logrado “amalgamar una alternativa sólida como no teníamos desde hace muchos tiempo que nos permitió el apoyo de 6 millones y medio de argentinos”.
Sanz remarcó además que “hoy Argentina necesita más que nunca” del radicalismo, pese a que su postulación recibió un magro 3 por ciento de respaldo en las urnas y que por primera vez en su centenaria historia, la UCR no lleva candidato en ninguna fórmula presidencial.
Con todo, el titular del Comité Nacional, principal arquitecto de la alianza con el PRO y la CC-ARI, aseguró que los radicales se sienten “orgullosos de formar parte de Cambiemos”.
Fuente: Télam

Comentarios